Cómo ventilar una estancia sin ventanas

  • Mantener la puerta abierta o colocar una rejilla en la puerta pueden ayudar a que la calidad del aire mejore.
  • Los extractores son la forma más eficaz de renovar el aire en habitaciones sin ventilación natural. 
Ventilar la casa para mejorar la calidad del aire.
Abrir las ventanas es una de las formas de ventilar la casa y mejorar la calidad del aire.
GTRESONLINE

La ventilación es indispensable para que el ambiente de nuestra saca sea saludable, pues además de que se pueden acumular polvo, malos olores y humedades, una mala ventilación agudiza los problemas de asma y las alergias, y aumenta las probabilidades de contagios de virus y otros patógenos por aerosoles. Paradójicamente, la crisis del coronavirus no ha hecho que nos tomemos esto más en serio y, según un estudio, la calidad del aire de nuestras casas es peor ahora que antes de que la Covid entrara en nuestras vidas. En invierno, basta con abrir ventanas durante cinco o 10 minutos para ventilar las estancias, pero, ¿cómo ventilamos las habitaciones que no tienen ventanas? Con algunos trucos -o un pequeña obra- podremos conseguir que la calidad del aire en estas estancias sea igual -o casi- que en el resto de habitaciones de la casa.

Una pequeña obra

Por suerte, la legislación actual obliga a que todas las estancias tengan ventilación, si no es natural a través de ventanas, a través de un extractor colocado en el techo o de rejillas, algo que encontramos sobre todo en baños sin ventanas de edificaciones recientes. Aun así, hay muchas estancias que no cuentan con estas instalaciones y no solo en baños, también en otro tipo de estancias. Si tenemos en casa alguna habitación así, podemos hacer una pequeña obra que solucione el problema. Las soluciones son diversas:

•Instalar sistemas de ventilación mecánica controlada (VMC), que aportan aire fresco a la habitación y extrayendo el aire saturado a través del techo. Si no es suficiente.

•Si no es suficiente, se puede aprovechar la pequeña obra anterior para instalar un extractor. Esta es una solución común en baños, que requieren de una ventilación extra para eliminar la humedad. Dentro de los extractores, hay varias modalidades entre las que elegir: con interruptor, con temporizador, con detector de presencia, con sensor de humedad e incluso con sensor de CO2.

•Abrir pequeñas ventanas o rejillas en la pared. Si no es posible que den al exterior, podemos abrirlas hacia otras habitaciones que sí la tengan.

Trucos que ayudan

La alternativa a la obra y la instalación de un extractor, que sería la medida más eficaz, es llevar a cabo diariamente algunos trucos que ayudan a mejorar la calidad del aire en estancias sin ventanas:

Evita tener en esta habitación objetos, productos u aparatos que generen humedades.

•Tener siempre que se pueda la puerta abierta, especialmente cuando se está ventilando el resto de la casa y las ventanas están abiertas.

•Instalar un ventilador de techo. Úsalo con la puerta abierta todos los días, aunque sea durante unos minutos, siempre que notes que se necesita reciclar el aire y un largo rato cuando estéis dentro o acabéis de usar la habitación.

•Colocar un ventilador al final de la habitación. Una alternativa a colocar un ventilador en el techo es poner uno de los portátiles en la parte trasera de la habitación. Enciéndelo durante media hora al día para que se recicle el aire.

•Pon alguna planta, pues contribuyen a renovar el aire del espacio. Para conseguirlo, deberás optar por plantas que puedan crecer sin luz natural y coloca alguna lámpara específica para panes de interior, si no, no sobrevivirá. Algunas plantas que o requieren de luz solar para sobrevivir son el potos, la hiedra del diablo, la planta araña o la bromelia.

•Puerta con rejilla. Coloca una rejilla en la parte inferior de la puerta -puede ser de plástico o de metal ayudará a que el aire se renueve cuando no está la puerta abierta.

•Purificadores o ionizadores de aire. Existen aparatos que ayudan a renovar y purifica el aire atrapando las partículas nocivas. Puedes utilizarlos en cualquier estancia de la casa, pero son ideales para habitaciones sin ventanas o que cuesta ventilar.

Seguir estas recomendaciones hará que las habitaciones de la casa que carecen de ventana tengan un aire más saludable y respirable, pero nunca tanto como el de una habitación con ventanas y bien ventilada. Por este motivo, lo mejor es dejar este tipo de estancias para actividades a las que no dedicamos mucho tiempo o para almacenaje, nunca como estancia principal en la que pasemos muchas horas al día ni mucho menos como dormitorio. 

Mostrar comentarios

Códigos Descuento