Cataluña prolonga 10 días más el cierre de bares y restaurantes y permite reabrir a los centros de estética con cita previa

  • La prohibición de abrir estará vigente, como mínimo, hasta el próximo lunes 23 de noviembre.
  • Los datos de ingresos hospitalarios y en las UCI por Covid llevan a la Generalitat a la prórroga en la hostelería. 
  • El Govern trabaja en una desescalada progresiva a partir del lunes 23 comenzando por las actividades de menor riesgo. 
Terraza de un bar en el barrio marítimo de Baix a Mar de Torredembarra, en Barcelona.
Terraza de un bar en el barrio marítimo de Baix a Mar de Torredembarra, en Tarragona.
EFE

La reunión del Procicat de este jueves ha decidido mantener durante 10 días más el cierre de bares y restaurantes en Cataluña ante los datos que se siguen registrando de la pandemia tanto a nivel de contagios nuevos como de ingresos hospitalarios (2.700) y en las unidades de cuidados intensivos (con 583 enfermos Covid en las UCI catalanas). La decisión se toma el mismo día en que el riesgo de rebrote ha bajado del umbral de 595 puntos este jueves.  La velocidad de transmisión se sitúa en el 0,87.

De este modo, el Govern ampliará desde este viernes 13 de noviembre, la jornada en que expiraban las actuales restricciones en Cataluña por la Covid, y hasta el próximo 23 de noviembre las restricciones vigentes, y que mantienen también cerrados, además de la hostelería, los centros comerciales, los comercios de más de 800 metros cuadrados de superficie, los cines y los teatros o los gimnasios e instalaciones deportivas. 

10 días más de confinamiento nocturno y municipal de fin semana 

Igualmente, seguirán vigentes hasta el domingo 22 a medianoche vigentes los encierros de toda la comunidad catalana, el perimetral municipal de fin de semana y el toque de queda nocturno de las 22 horas a las seis de la madrugada. A partir del día 22 a medianoche podría comenzar una desescalada en estos confinamientos, ha informado el conseller de Interior, Miquel Sàmper. 

"A medida que los índices médicos se estabilicen, se podrán ampliar los confinamientos perimetrales a comarcales, por regiones sanitarias (como en la primera ola de Covid) o provincias, etc. Pero se estudiará en su momento", ha comentado Sàmper. Las medidas de movilidad serán "las que durarán más en el tiempo" al ser cambios "de hábitos y estructurales", ha asegurado el conseller, que eviten nuevas olas de la pandemia. 

"A medida que los índices médicos se estabilicen, se podrán ampliar los confinamientos perimetrales a comarcales, por regiones sanitarias o provincias, etc. Pero se estudiará en su momento" (Miquel Sàmper, conseller 
de Interior)

El Govern está dando más detalles sobre esta decisión en una rueda de prensa  en la que ha anunciado la prórroga de 10 días salvo dos modificaciones: la reapertura de los centros de belleza y masajes a partir del próximo viernes, 13 de noviembre, y la limitación a 100 personas de los actos en los centros de culto que se añade al 30% de aforo. 

La prórroga de 10 días de las medidas tiene dos modificaciones: la reapertura de los centros de belleza y masajes a partir del viernes 13 de noviembre y la limitación a 100 personas de los actos en los centros de culto, que se añade al 30% de aforo

Vergés: "Es necesario bajar más la presión hospitalaria"

La consellera de Salut, Alba Vergés, ha afirmado que la tendencia de los datos sanitarios de la segunda ola de Covid en la comunidad "es buena" y que "estamos en el camino correcto de bajada y de doblegar la curva de casos diarios". 

En cambio, ha remarcado que se ha llegado "al pico del impacto asistencial de la segunda ola de Covid" y que es necesario aún "bajar la presión hospitalaria tanto en camas de planta como de críticos". Por eso, ha juzgado como imprescindible "hacer un esfuerzo más ahora que estamos en el buen camino. Creemos que con 10 días será suficiente para comenzar la recuperación". 

Vergés ha confirmado que ya se está trabajando desde el Govern junto al los sectores económicos en un plan de desescalada progresivo (con semanas y meses de duración) que podría activarse a partir del lunes 23 de noviembre, y que relajaría primero las medidas restrictivas en las actividades que representan un menor riesgo epidemiológico. 

Sobre la apertura de los centros de estética, Vergés ha explicado que podrán reabrir "los negocios de contacto físico cercano como centros de estética, de masaje y de servicios sanitarios”, atendiendo solo a un cliente por profesional.

Terrazas y actividades al aire libre abiertas a partir del día 23

Las que tengan lugar en terrazas y al aire libre podrían ser de las primeras en retomarse, bajo medidas de seguridad e higiénicas, de aquí a 10 días. Vergés ha remarcado que esta desescalada y flexibilización será "progresiva".

“Necesitamos estos diez días”, ha remarcado el secretario de Salut Pública de la Generalitat, Josep Maria Argimon, que ha vuelto a la actividad laboral de lucha contra el coronavirus tras haber pasado por la enfermedad.

Esta mañana, el Tribunal Superior de Justícia de Catalunya (TSJC) daba dos días a Salut para que se posicione sobre la suspensión del cierre de la restauración, tal y como ha pedido la patronal del ocio nocturno Fecasarm en un recurso contencioso-administrativo. 

El TSJC sí que desestimó previamente las medidas cautelarísimas pedidas por la patronal, es decir, la suspensión inmediata del cierre de bares y restaurantes. Fecasarm pide al Govern la flexibilización de las restricciones y avisa de que las pérdidas superarán este fin de semana los 2.000 millones de euros.

"La situación es muy dura y las medidas están muy bien trabajadas a todos los niveles, por lo que no entenderíamos que nos las pudieran tumbar desde un juzgado. Consideramos que son imprescindibles", ha recalcado la consellera de Salut. 

Esta semana se han producido tensiones entre diversos departaments de la Generalitat en cuanto a la flexibilización de las medidas vigentes. La Conselleria de Empresa del conseller Ramon Tremosa (JxCat) propuso una reapertura de las terrazas de bares y restaurantes al 50% de su capacidad y a la hora del almuerzo, entre las 13 y las 16 horas.

La restauración: "Enquistar el cierre no es el camino correcto"

El Gremi de Restauració de Barcelona ya se ha pronunciado este jueves sobre la prórroga de la paralización de su actividad, negando en un comunicado que "enquistar el cierre de la restauración y hundir la economía sea el camino correcto para contener la pandemia". En referencia a la propuesta de Empresa, el gremio considera que la vuelta a la actividad de la hostelería "ha de incluir el interior del establecimiento y la terraza, y también un horario amplio que comprenda los diferentes almuerzos".

La otra cara de la moneda la han protagonizado los profesionales de la estética y la imagen de Cataluña. La patronal Cecot ha celebrado este jueves la reapertura aunque ha detallado que las pérdidas tras cuatro semanas de cierre alcanzan los 10 millones de euros semanales entre los 3.000 centros, que emplean a 10.000 personas.

"Enquistar el cierre de la restauración 
y hundir la economía no es el camino correcto para contener la pandemia" (Gremi de Restauració de Barcelona)

Sobre la prórroga de 10 días más del cierre de la hostelería se ha pronunciado este jueves la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, este jueves: "Nos preocupa la afectación de algunos sectores, como el de la cultura, la restauración, el deporte...También celebramos la mejora de los datos, que demuestra que las medidas funcionan. Pero pedimos que estos indicadores muestren cuando se puede comenzar a aflojar con las restricciones". 

Colau también ha pedido que se haga "una planificación de la desescalada y que se informe a los sectores afectados de cuando podrán flexibilizar las restricciones. Y esto, acompañado "con suficientes ayudas para los sectores afectados, algo que de momento no ha sido así", ha indicado. 

"Necesitamos estos 10 días" (Josep Maria Argimon, secretario de Salut Pública)
Mostrar comentarios

Códigos Descuento