La Policía constata un descenso de la presión migratoria en la valla fronteriza

  • Gracias a las batidas que hace Marruecos al otro lado de la frontera.
  • El último intento de asalto se registró el 1 de enero.
  • CONSULTA AQUÍ MÁS NOTICIAS DE MELILLA
Una excavadora trabaja en la compuerta de la valla fronteriza de Melilla por donde accedieron decenas de inmigrantes.
Una excavadora trabaja en la compuerta de la valla fronteriza de Melilla por donde accedieron decenas de inmigrantes.
EFE

Las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado han constatado en los últimos días un descenso de la presión migratoria en Melilla, después del repunte de los intentos de entrada de inmigrantes registrados en el mes de noviembre.

Según fuentes policiales, la situación en el perímetro fronterizo está siendo de "normalidad", aunque ello no supone que se haya bajado la guardia en cuanto al control de la doble valla.

En las últimas semanas se ha constatado un incremento de la colaboración marroquí, sobre todo a raíz de la celebración de la IX Reunión de Alto Nivel entre España y Marruecos, en la que se trató la necesidad de controlar la inmigración irregular.

La presión migratoria ha descendido gracias a las batidas que viene realizando Marruecos, que ha reducido el número de subsaharianos que se encontraban en las inmediaciones de Melilla.

Aún quedan grupos a la espera

No obstante, existen todavía diversos grupos, sobre todo en la zona próxima del Gurugú y en la ciudad de Nador, localidad de Marruecos cercana a Melilla, indican las fuentes.

La ciudad padeció en el mes de noviembre un repunte en los intentos de entrada de inmigrantes, que se iniciaron como consecuencia de la rotura del doble vallado perimetral por las fuertes lluvias registradas en la ciudad el pasado 26 de octubre.

Las obras de la valla, que se desprendió en un tramo de unos 40 metros, han concluido ya, aunque ninguno de los intentos de asalto que se contabilizaron desde la rotura de la misma se llevó a cabo por la zona del perímetro afectada.

Según la Delegación del Gobierno, la última tentativa de aproximación de subsaharianos tuvo lugar en la madrugada del pasado día 1 de enero, fecha en la que Marruecos confirmó la muerte de un inmigrante.

CONSULTA AQUÍ MÁS NOTICIAS DE MELILLA

Mostrar comentarios

Códigos Descuento