La Guardia Civil alerta de una campaña de emails fraudulentos que suplanta la identidad de la DGT

Estafa por Internet
Suplantación de identidad.
@guardiacivil

La Guardia Civil ha emitido una alerta en sus redes sociales de una campaña de emails fraudulenta que intenta suplantar la identidad de la Dirección General de Tráfico (DGT). 

Los usuarios reciben un mensaje en su bandeja de correo electrónico de una multa de tráfico no pagada con un archivo adjunto de la supuesta factura. No obstante, el enlace redirige al usuario a una página web que descarga un troyano bancario.

¿Cómo reconocer la estafa?

Se trata de un nuevo ataque phishing con el que los estafadores buscan conseguir un rédito económico. Este tipo de organismos públicos no envía estas notificaciones por correo electrónico, ni solicita a los infractores que paguen una multa de forma tan abrupta. Estas gestiones se realizan únicamente por correo postal o a través de la sede electrónica

El objetivo es que el usuario caiga en la manipulación y se descargue el archivo malicioso para que los estafadores obtengan sus datos personales, como los bancarios. No es la primera vez que los ciberdelincuentes intentan suplantar la identidad de la DGT pero, ¿cuáles son los pasos a seguir si recibimos un email similar? 

Lo primero que debes hacer es eliminar el mensaje de la bandeja de entrada y, bajo ningún concepto, ejecutar el archivo adjunto, tal y como ha señalado la Oficina de Seguridad del Internauta (OSI) en varias ocasiones. Los expertos aconsejan mantener los dispositivos electrónicos actualizados y protegidos con un antivirus, así como realizar copias de seguridad de forma regular. 

Para evitar ser víctimas de este ataque hay que tener en cuenta varias recomendaciones: 

  • Sospecha si existen errores gramaticales.
  • Presta atención a mensajes que te obliguen a tomar una decisión de forma inminente o en pocas horas. 
  • Contrasta si esta urgencia es real con fuentes de información fiables como la Guardia Civil o la Policía Nacional. 
  • Revisa la URL y la dirección del remitente, así como el dominio.
  • La solicitud de datos bancarios a través del correo electrónico suele ser un fraude. 
Mostrar comentarios

Códigos Descuento