El frío y la nieve se quedan en España unos días más, y este viernes ha causando importantes problemas en las carreteras del centro de la Península. En concreto, la nieve ha obligado a cerrar al tráfico la carretera N-IV, en Madrid. La nieve ha cuajado en el centro de la capital y en sus calles y en la M-30 de circunvalación se han producido importantes atascos. La DGT ha recomendado no coger el coche en Madrid si no es extrictamente necesario. Además, el aeropuerto de Madrid-Barajas ha suspendido por unas horas las operaciones. El aeropuerto ha comenzado a recuperar la normalidad cerca de las 17.00 horas.

También hay carreteras cortadas en Cataluña y Galicia, y la ciudad de Guadalajara ha quedado bloqueada por la nevada. En la Comunidad Valenciana, la nieve ha caído a pie de playa en localidades como Dénia y Gandia.

700 quitanieves de Fomento

El Ministerio de Fomento informa de que 700 máquinas quitanieves han trabajando en las zonas más afectadas por las nevadas (Madrid, Aragón, Cantabria, Castilla-La Mancha, Castilla y León, Cataluña y Valencia).  Además, se han usado 96.400 toneladas de sal y 1,2 millones de salmuera en las carreteras de la Red del Estado.

Siete comunidades autónomas en alerta

Según el avance meteorológico de la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET), el sábado seguirá nevando en el este peninsular y habrá heladas moderadas en buena parte de la Península, quizá más fuertes en el norte. De hecho, la Dirección General de Protección Civil y Emergencias ha activado la alerta por nieve y frío en las regiones de Andalucía, Cataluña, Comunidad Valenciana, Murcia, Aragón, Navarra y La Rioja y recomienda precaución en los desplazamientos por carretera. La situación seguirá así hasta el domingo.

Asimismo, ha avisado del temporal de frío a Aeropuertos Españoles y Navegación Aérea (AENA), Red Eléctrica Española, Empresas Eléctricas y a los Organismos implicados, informa en un comunicado.

Mercurio bajo cero

La previsión señala que las temperaturas experimentarán un ligero o moderado ascenso en el tercio oriental peninsular y en Baleares, con pocos cambios en el resto de España. Todo después de unos días con un frío helador que ha marcado, por ejemplo, hasta 13 grados bajo cero en Navacerrada (Madrid), -12 en La Pinilla (Segovia) y ocho también negativos en capitales del interior como Albacete, Guadalajara o Cuenca.

Sin cambios para el fin de semana

Para el comienzo del fin de semana, habrá pocos cambios. La cota de nieve subirá desde los 300 a los 900 metros en el interior peninsular y a los 1.200 metros en las Baleares. Las temperaturas irán subiendo en buena parte de la mitad norte peninsular y en Baleares, y permanecerán sin cambios en el resto de España y provocarán heladas débiles localmente moderadas en la península. Las nubes serán constantes sobre todo en el sur de Cataluña y Aragón, en el alto Ebro y el norte de la Comunidad Valenciana, en el litoral mediterráneo andaluz y en el área del Estrecho y Melilla.