El Gobierno pide más contundencia a Ayuso: restringir todo Madrid y toda zona con incidencia superior a 500 casos

El ministro de Sanidad, Salvador Illa, ha avisado de que van a venir "semanas duras" en la Comunidad de Madrid, región que cuenta actualmente con el mayor número de contagios del nuevo coronavirus, y ha pedido actuar con "determinación" para tomar el control de la pandemia.
El ministro de Sanidad, Salvador Illa.
El ministro de Sanidad, Salvador Illa.

Las nuevas medidas que ha anunciado este viernes la Comunidad de Madrid se quedan cortas a ojos del Gobierno central. El ministro de Sanidad, Salvador Illa, ha comparecido en rueda de prensa justo en el mismo momento en que se anunciaban para trasladar que el Ejecutivo esperaba mucho más. En concreto, que las restricciones de movimientos que se ampliarán a otras ocho zonas básicas se deben extender a toda la capital y deben decretarse también para localidades de la región con una incidencia superior a los 500 casos por cada 100.000 habitantes en los últimos 14 días, es decir, que registran la mitad de casos que la cifra de referencia que hasta ahora se ha tomado para adoptar medidas, 1.000 casos por cada 100.000 habitantes.

Según ha explicado Illa, las medidas que el Gobierno cree que hay que tomar van mucho más allá de las anunciadas en Sol. Una de ellas, sobre la restricción de movimientos. El Gobierno regional ha decidido este viernes ampliar de 37 a 45 las zonas básicas de salud en las que se aplicarán e Illa ha insistido en que "se extiendan no solo a las áreas básicas de salud con incidencias superiores a 1.000 casos, sino a toda la ciudad de Madrid y a aquellos municipios que presentan una incidencia por encima de los 500 casos" en los últimos 14 días.

De momento, estas recomendaciones no han sido escuchadas por la Comunidad de Madrid que este viernes ha ampliado a otras ocho las zonas con restricciones a partir del lunes. "Le corresponde [al Gobierno regional] explicar por qué han tomado esas medidas", ha dicho Illa por toda valoración de las mismas. Las del Gobierno, ha añadido, están avaladas por "la experiencia acumulada en estos meses, con los índices de incidencia que tenemos en Madrid, hospitalizaciones y UCIs".

"Van a ser semanas duras en Madrid y así tengo que trasladarlo. También en otras parte del territorio, tengo que actuar con determinación para tener el control hay que hacer eso, no hay atajos", ha advertido.

El Gobierno central insistirá en sus recomendaciones en las próximas reuniones con el Gobierno madrileño. Según ha dicho, "en estos momentos la toma de medidas corresponde a la Comunidad de Madrid". Preguntado sobre la eventualidad de que el Gobierno central pudiera tomar el mando si el ejecutivo regional sigue desoyendo sus recomendaciones,  Illa se ha limitado a señalar que "sobre lo que va a pasar en los próximos días, vamos a ir viendo".

Lo que Sanidad cree que hay que hacer es un confinamiento "perimetral" de la capital, algo en lo que de momento no piensa el Gobierno regional. "Todas las medidas que se han ampliado, a toda la ciudad de Madrid", ha dicho Illa. También a otras localidades con más de 500 casos por 100.000 habitantes.

Esta es una de la cuatro recomendaciones que el Gobierno ha planteado esta semana a la Comunidad de Madrid en las dos reuniones del 'Grupo Covid', y que Illa ha aireado justo cuando en la Puerta de Sol se anunciaban medidas más laxas. Por otra parte, el Gobierno central no ve inconveniente en que, como ha decretado la Comunidad, se permita la circulación de personas dentro de las zonas restringidas -que deberían abarcar todo Madrid, según Sanidad- pero reclama también una "orden y recomendación explícita de evitar todo movimiento innecesario".

Además, el Gobierno ve necesarias medidas más duras en hostelería. Que "se prohíba el consumo en barra" en establecimientos en zonas con una incidencia superior a los 1.000 casos por cada 100.000 habitantes y que "en todo el territorio" se restrinja el aforo de las terrazas al 50%.

Desencuentro Moncloa-Sol

Illa ha enumerado las recomendaciones del Gobierno para la Comunidad de Madrid en una rueda de prensa simultánea a la que ha ofrecido el viceconsejero madrileño de Sanidad para anunciar las nuevas medidas que entrarán en vigor el lunes en lo que supone un claro desencuentro entre dos administraciones.

Apenas cinco días después de que el presidente del Gobierno, Pedro Sanchez, y la presidenta madrileña, Isabel Díaz Ayuso, acordaran establecer un "espacio de cooperación" para reducir el número de contagios, las diferencias entre los dos gobiernos han quedado negro sobre blanco este viernes.

Illa ha evitado una y otra vez hablar de tensiones con el Gobierno regional y ha justificado su comparecencia -'contraprogramando' al viceconsejero- en la "transparencia" para que la ciudadanía conozca qué medidas propone el Gobierno. "Les he explicado las recomendaciones que hemos trasladado, que el Gobierno quiere que sean conocidas", ha dicho el ministro.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento