Cataluña prevé un otoño tenso por la Covid: suma 11 nuevos muertos y los MIR preparan tres días de huelga

  • Más de 1.000 nuevos positivos hacen subir la tasa de riesgo de rebrote en 24 horas: de 154,10 a 162,29.
Un médico de Atención Primaria en un centro de salud de Girona durante una cita telefónica.
Un médico de Atención Primaria en un centro de salud de Girona durante una cita telefónica.
ACN

Cataluña ha registrado hasta este domingo 153.600 casos confirmados acumulados de coronavirus -129.656 con una prueba PCR-, 1.345 más que en el recuento de este sábado, informa la Conselleria de Salud de la Generalitat a través de su página web.

La cifra de fallecidos totales asciende a 13.233, 11 más que los registrados un día antes: 8.040 en hospital o centro sociosanitario, 4.181 en residencia, 838 en domicilio y 174 que no son clasificables por falta de información.

En cuanto a los pacientes ingresados actualmente, la cifra se sitúa en 754, lo que supone un aumento de 35 respecto al recuento anterior. Un total de 124 pacientes se encuentran ingresados en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI), 3 menos que en el balance anterior.

La tasa del riesgo de rebrote ha subido: el sábado alcanzaba un nivel de 154,10 y 24 horas después está en 162,29.

En las residencias de ancianos ha habido hasta ahora 18.097 personas que han dado positivo, de las que 6.500 han muerto y 34 se encuentran actualmente ingresadas.

Los datos por comarcas

Respecto a la comarca del Segrià (Lleida), desde el inicio de la pandemia ha habido 8.168 casos confirmadosacumulados de coronavirus, de los que 211 han muerto, mientras que actualmente hay 9 pacientes ingresados -uno de ellos en la UCI-; el riesgo de rebrote es de 113,94.

En la comarca del Barcelonès (Barcelona) se han contabilizado 57.637 casos confirmados acumulados de coronavirus desde el inicio de la pandemia, con 5.491 muertes, mientras que actualmente hay 215 pacientes ingresados -41 de ellos en la UCI-; el riesgo de rebrote es de 185,07.

En el Vallès Occidental (Barcelona) se han registrado 16.530 casos confirmados acumulados de coronavirus desde que empezó la pandemia, con 1.474 muertes; actualmente hay 140 pacientes ingresados, de los que 16 están en la UCI, mientras que el riesgo de rebrote es de 159,60.

En el Vallès Oriental (Barcelona), desde el inicio de la pandemia ha habido 7.288 casos confirmados acumulados, de los que 631 han muerto, mientras que actualmente hay 50 pacientes ingresados -5 de ellos en la UCI-, y el riesgo de rebrote es de 154,42.

Vergés augura un "otoño tenso"

Por su parte, la consellera de Salud de la Generalitat, Alba Vergés, ha augurado un "otoño tenso" por la pandemia de Covid-19 y ha apostado porreforzar los equipos que trabajan en la atención primaria para abordarlo.

"Por eso hemos presentado el plan de fortalecimiento de la primaria, por todo lo que se nos viene del Covid-19 pero, sobre todo, para no dejar de hacer lo que la ciudadanía necesita más allá del coronavirus", ha explicado en una entrevista en El Periódico este domingo.

Preguntada por la huelga en la atención primaria planteada de lunes a miércoles por Metges de Catalunya -que ve insuficiente este plan-, ha dicho: "No me lo puedo imaginar porque estamos en pandemia y la ciudadanía necesita médicos y enfermeras de primaria".

Ha afirmado que la mayoría de los CAP que cerraron durante la pandemia ya han reabierto y que los que no lo han hecho lo terminarán haciendo: "Pero aunque la puerta de un consultorio no esté abierta, el servicio desde el sistema de salud hacia la ciudadanía debe estarlo".

Los recortes de 2010

Ha considerado que la gestión de la crisis del coronavirus hubiera sido "muy diferente" sin los recortes de 2010, lo que según ella también ha afectado a la planificación de cara al futuro.

Preguntada por si una Cataluña independiente hubiera gestionado mejor la emergencia sanitaria, ha respondido: "Yo nunca me he expresado en estos términos y me parece que no responden a lo que la ciudadanía pide de nosotros en estos momentos".

Niega haberse planteado confinar en julio

También ha explicado que "en ningún momento" se planteó un confinamiento total en julio, cuando las cifras de la pandemia empeoraron en Cataluña; sí se plantearon, en cambio, hasta qué punto las medidas servirían para reducir contagios y si la ciudadanía entendería que había que reducir la actividad, ha detallado.

"Una de las cosas chocantes de esta epidemia es ver la velocidad que pueden tomar las cosas en un determinado momento", y ha asegurado que ahora las medidas están funcionando, que bajan los contagios y que la ciudadanía está respondiendo.

Aun así, ha dicho que "no hay que tener miedo de estar confinado, sino ver las ventajas de tener la epidemia controlada", aunque la Generalitat trabaja para no tener que volver a un escenario de confinamiento como el de marzo, ha explicado.

Huelga de los MIR catalanes

Los Médicos Internos Residentes (MIR) de Cataluña (donde hay unos 3.500 trabajando) han convocado desde este lunes hasta el miércoles una huelga del colectivo que esperan que sea "masiva". Su portavoz, Alex Mayer, ha explicado que reclaman cambios para poder formarse en su especialidad dentro de su horario de trabajo y mejoras retributivas en el sueldo base y las horas de guardia.

"Hemos tenido negociaciones en serio tras la convocatoria de huelga, a base de reivindicaciones, por lo que esperamos que las concentraciones sí sean efectivas para conseguir aquello que reclamamos", ha añadido.

El viernes hubo una reunión con el Govern y las patronales para intentar un acuerdo y desconvocar la huelga pero, tras el encuentro, los MIR han mantenido la convocatoria: "Nos dan la razón en todas nuestras reclamaciones pero a la hora de la verdad concretan muy poco", ha criticado.

"Las patronales y el ICS han reconocido abiertamente que tenemos razón", y ha asegurado que han recibido mensajes de apoyo del resto de ramas de profesionales sanitarios.

Servicios mínimos

Mayer ha lamentado que, de cara a la huelga, se les exigen unos servicios mínimos que, a su juicio, no se corresponden con los de que debería hacer un MIR: "Nos ponen mínimos como si fuéramos adjuntos, pero somos personal en formación".

De esta manera, prevé que la atención al paciente "probablemente no se verá afectada", a diferencia de los médicos adjuntos de los centros sanitarios catalanes, que considera que sí notarán un incremento en el volumen de trabajo.

Mayer ha puesto en duda -al ser personal en formación- los servicios mínimos que les han requerido, y ha avisado de posibles consecuencias judiciales: "Miraremos con el sindicato si denunciarlo, porque vulneran nuestros derechos".

Cuáles son sus reclamaciones

Los médicos han resumido sus reclamaciones en tres bloques: formación, condiciones laborales y mejoras retributivas, y han destacado que muchas de ellas ya están "contempladas por la ley".

Los MIR reclaman que el 15% de la jornada ordinaria se destine a formación de su especialidad, porque actualmente "no tienen horas para ello", así como disponer de 10 días al año para participar en actos formativos.

En cuanto a las condiciones laborales, piden que las jornadas sean de 35 horas semanales y se cumplan las 12 horas de descanso ininterrumpido después de las guardias, así como las 36 de descanso semanal.

También exigen un incremento en el sueldo base -de unos 16.000 euros brutos al año- para "dejar de ser mileuristas", y también en el pago de las horas de guardia.

Mayer ha dicho que desde 2010 los MIR catalanes cumplen funciones "esenciales" en el sistema sanitario catalán cuando todavía deberían estar formándose.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento