Declarado el "estado de emergencia sanitaria" por la descomposición de cadáveres tras el paso del 'Katrina'

El Gobierno de Estados Unidos declaró el miércoles una "emergencia de salud pública" en toda la región del Golfo de México que se ha visto afectada por el huracán "Katrina".
Una mujer es rescatada de su vivienda inundada en Nueva Orleans, devastada por el paso del huracán. (Reuters)
Una mujer es rescatada de su vivienda inundada en Nueva Orleans, devastada por el paso del huracán. (Reuters)
Archivo
El Gobierno de EEUU declaró el miércoles una "emergencia de salud pública" entodo el Golfo de México para paliar los devastadores efectos de"Katrina", mientras el alcalde de Nueva Orleans adelantó que en esta ciudad hay "cientos si no miles, de muertos".

La Casa Blanca y el Congreso ya han prometido ayuda, mientras elPentágono ha informado de que enviará a 10.000 miembros de la GuardiaNacional al estado de Luisiana.

El presidente de la Cámara de Representantes, Dennis Hastert, y ellíder de la mayoría republicana del Senado, Bill Frist, prometieron queel Congreso actuará con "celeridad" para ayudar a los afectados enLuisiana, Misisipi, Alabama y Florida.

Sólo en el área de Misisipi hay al menos 110 muertos, mientras lasautoridades de Luisiana se centran en los esfuerzos de rescate de lossobrevivientes, muchos de ellos atrapados en las azoteas de edificios,a la espera de socorristas.

Las imágenes detelevisión tomadas desde helicópteros muestran la devastación causadapor el huracán "Katrina", que ha sumergido el 80 por ciento de NuevaOrleans. Muchos residentes desde los tejados ondean sábanas y cartelesque rezan: "Ayúdennos".

El alcalde, Ray Nagin, aseguró que puede haber "cientos, posiblementemiles de muertos" y que, sin remedio, hay que realizar una "evacuacióntotal de la ciudad".

"Tenemos que hacerlo, porque la ciudad no podrá funcionar durante dos otres meses", señaló Nagin, quien calculó que entre 50.000 y 100.000personas permanecen aún en la urbe.

De confirmarse los temores de Nagin, el
"Katrina" sería el huracán más mortífero en la historia de EEUUdesde 1900, cuando un ciclón causó la muerte de al menos 6.000 personasen Galveston (Texas). En 1992, el huracán "Andrew" causó daños por unos25.000 millones de dólares (ajustados a la inflación).

Nueva Orleans ya es una ciudad fantasma, porque buena parte de sushabitantes fue evacuada desde que el pasado domingo se declarara elestado de emergencia. Al declarar el estado de emergencia de saludpública en el área del Golfo, el secretario de Salud, Michael Levitt,informó de que se establecerán unos 40 centros médicos con 10.000 camaspara socorrer a las víctimas.

La Adminis-tración Federal parala Gestión de Emergencias (FEMA) ha advertido de que los dañosestructurales, las aguas contaminadas durante las inundaciones y laputrefacción de cadáveres y carroñas impiden el retorno de los vecinos.
Miles de pacientes en peligro por falta de electricidad

Mientras, la Oficina de Preparación para Emergencias (OEP) de Luisianaadvirtió de que "centenares, miles de pacientes" en los hospitales delestado corren peligro de muerte ante la falta de combustible paragenerar electricidad.

Ante la falta de electricidad y suministros -los generadoresprincipales están sumergidos-, las autoridades continúan evacuando, enembarcaciones y helicópteros, a los pacientes de los tres hospitalesdel centro de Nueva Orleans.

La situación es tan desbordante que la propia gobernadora de Luisiana,Kathleen Blanco, reconoció públicamente que las autoridades no tienenrespuestas a largo plazo para esta crisis.

"Tenemos decenas, cientos de miles de personas a las que tenemos queponer en sitio seguro, ésa es la prioridad", declaró Blanco a latelevisión.
Traslado de 25.000 personas del Estadio Superdome

La mañana del miércoles se decidió el traslado, en los próximos dos días, de25.000 personas del "Superdome", el mayor polideportivo de NuevaOrleans, al "Astrodome" de Houston (Texas), en 475 autobuses.

La situación en el hacinado "Superdome" haalcanzado un punto crítico: ya no funciona el aire acondicionado, losinodoros tampoco, y se caldean los ánimos.

En el área del golfo de México, más de
250 albergues establecidos por la Cruz Roja de EEUU ya han recibido a más de 45.000 víctimas.

Una portavoz de la Cruz Roja, Deborah Daley, dijo hoy a los periodistasque "se trata de nuestra mayor movilización en la historia de laorganización".

NOTICIAS RELACIONADAS
Mostrar comentarios

Códigos Descuento