¿Qué es la dispepsia? Síntomas, causas y tratamiento

  • La dispepsia aparece cuando hay malestar o incomodidad en la parte alta del abdomen.
  • Las comidas copiosas, sobre todo en la cena, pueden provocar dispepsia.
  • Algunos fármacos pueden provocar dispepsia.
Dolor de barriga.
La dispepsia puede provocar náuseas, eructos y una sensación de pesadez.
GTRES

La dispepsia tiene una prevalencia en la población occidental de un 25%, según la AEGASTRO. La manera en la que se manifiesta este trastorno es como un dolor o malestar situado en la parte alta del abdomen. Esto puede suceder por haber realizado una comida copiosa, pero también puede haber otras causas. 

¿Cuáles son los síntomas de la dispepsia?

El principal síntoma de la dispepsia es ese dolor o malestar que aparece en la parte alta del abdomen y que genera mucha incomodidad. En ocasiones, puede estar acompañado de hinchazón, sensación de pesadez, ganas de eructar con frecuencia o, incluso, pueden aparecer náuseas repentinas. También, puede aparecer ardor en el estómago como si hubiera acidez

Otro síntoma muy habitual es la sensación de saciedad. A pesar de que la persona con dispepsia ingiera muy poca comida, se siente llena pronto y aparecen los síntomas mencionados. Estos suelen desaparecer y no significan que haya un cuadro de gravedad, sin embargo, hay que prestar atención a otra sintomatología que sí puede alertar de que hay que acudir al médico.

La Sociedad Catalana de Digestología advierte que si hay vómitos persistentes o con sangre, heces negras, pérdida de peso involuntaria, dificultad o dolor para tragar, incluso dolor en la parte superior del estómago que se acentúa al realizar algún esfuerzo, hay que solicitar una consulta con el médico lo antes posible. 

Las causas de la dispepsia

La causa más habitual de la dispepsia es comer en abundancia, sobre todo, antes de irse a dormir. No obstante, también la bacteria Helicobacter pyloripuede provocar los mismos síntomas de la dispepsia, aunque esto suele suceder en un pequeño grupo de pacientes como afirma la IFFGD.

En ocasiones, los problemas psicológicos como la ansiedad o la depresión también pueden manifestarse con los síntomas de la dispepsia. Debemos tener en cuenta que estos problemas suelen generar somatización de emociones en el cuerpo que nada tienen que ver con una afección grave. 

El tabaco o el consumo excesivo de alcohol también pueden ser causas de la dispepsia, ya que irritan la mucosa gástrica y provocan la sintomatología característica de este trastorno. No obstante, la AEGASTRO advierte que la dispepsia puede ser un síntoma de algo más grave como una úlcera, cáncer o ciertas infecciones como la sífilis. A esto se le conoce como dispepsia orgánica.

También determinados medicamentos pueden provocar dispepsia, sobre todo, si la persona con este trastorno se encuentra en algún tratamiento para las infecciones o enfermedades que acabamos de mencionar. En esta situación se puede valorar un cambio de medicación o tratamientos alternativos. 

¿Cómo se trata la dispepsia?

En el caso de que la causa de la dispepsia esté en la bacteria Helicobacter pylori se iniciará un tratamiento para erradicarla, lo que eliminará la sintomatología descrita. Si la razón es una somatización emocional, entonces, iniciar un proceso terapéutico (psicoterapia) acompañado de medicamentos si es necesario puede ser una solución eficaz dependiendo del paciente. 

Por lo general, la Sociedad Catalana de Digestología recomienda mantener un peso saludable y llevar una dieta equilibrada, evitar siempre las comidas abundantes, dejar de fumar y reducir el consumo de bebidas alcohólicas. Si con esto la dispepsia no se resuelve, hay que acudir al médico para que pueda recetar fármacos o darnos otros consejos que reduzcan los síntomas. 

Aunque la dispepsia suele ser ocasional, en aquellas situaciones en las que sea un problema que se manifieste a diario y cause un malestar que pueda interferir con las actividades diarias es aconsejable pedir consejo médico lo antes posible. Pues, aunque la dispepsia no es grave en la mayoría de las ocasiones, sí es un trastorno muy incómodo

Mostrar comentarios

Códigos Descuento