El alcalde de Lleida dice que el PSOE se queda "solo" en el pacto de remanentes municipales

El alcalde de Lleida, el republicano Miquel Pueyo, ha destacado que once alcaldes de PP, Cs, Unidas Podemos, PNV, BNG, Coalición Canaria, PDeCAT y ERC hayan consensuado un documento contra el acuerdo entre el Ministerio de Hacienda y la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP) con el que el Gobierno pide los remanentes a los ayuntamiento, "por lo que el PSOE se queda solo y será muy difícil que a mediados de septiembre lo pueda llevar adelante de forma unilateral", ha afirmado Pueyo.

Ha hecho estas declaraciones a los medios en Lleida tras una reunión telemática con los alcaldes de Bilbao, Juan Mari Aburto; de Cádiz, José María González; de Granada, Luis Salvador García; de Madrid, José Luis Martínez Almedia; de Murcia, José Francisco Ballesta; de Pontevedra, Miguel Anxo Fernández; de Santa Cruz de Tenerife, José Manuel Bermúdez; el de Reus (Tarragona), Carles Pellicer, y el de Zaragoza, Jorge Azcón, que ha promovido el encuentro.

Según el alcalde republicano, el alcalde de Valencia, Joan Ribó, que no ha podido participar en el encuentro se ha comprometido a firmar el documento que los promotores quieren compartir también con todas las capitales de provincia y las ciudades de al menos 100.000 habitantes.

Pueyo ha señalado que los alcaldes quieren reunirse en septiembre, pedir una reunión con la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, y que el Gobierno modifique la propuesta que se aprobó en la reunión con la FEMP "en la que se impuso una solución que no agrada a muchos municipios que no tenemos remanente y tampoco gusta a municipios que sí que lo tienen, que no quieren que el Estado les diga cómo tienen que gastarlo".

LO CONSIDERAN UNA INTROMISIÓN DEL ESTADO

Pueyo ha insistido en que se oponen al decreto ley tanto los que se pueden acoger porque tienen remanente si quieren, como los que no pueden, como es el caso de Lleida, porque lo consideran "una intromisión del Estado en la autonomía local difícilmente justificable".

"Lo que dice el Estado a los que tienen ahorros es que se los den para administrarlos e ir devolviéndolos y a los que no tenemos nos dice 'ya os arreglaréis'. Eso implica un trato a ciudadanos y ciudadanas de desigualdad palmaria", ha afirmado el alcalde.

En este contexto, Pueyo ha defendido que el comerciante de Lleida que ha tenido dificultades a raíz de la Covid-19 no tiene unos derechos diferentes al de Bilbao porque la situación del ayuntamiento de Bilbao es diferente de la del de Lleida.

También ha explicado que a los alcaldes les preocupa mucho que el Estado "pueda tener la tentación de volver a actuar de forma paternalista" en la distribución del dinero que tiene que llegar de Europa, porque los ayuntamientos quieren participar directamente, ha añadido.

"Como mucha gracia, el alcalde de Murcia ha dicho que lo que no somos es una cofradía de pedigüeños porque inicialmente podía parecer que éramos los que no teníamos remanente pero hay gente con situación económica relativamente saneada", ha recalcado.

Desde su punto de vista, "ha sido una reunión histórica, por la diversidad política, territorial y de circunstancias y por la demostración de que es posible hacer una política que no solo sea de gestos y estridencias".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento