Juan Magán: "Detesto escuchar mi música, no me divierte nada"

Juan Magán.
Juan Magán.
JORGE PARÍS

La experiencia es un grado, y de eso sabe un rato Juan Magán. Aunque no le guste nada el término rey del verano, Esa Carita, tema remozado que surgió en TikTok de la experiencia viral de millones de personas durante el confinamiento, y que canta a dúo con María Isabel, tiene todos los mimbres para volver a serlo. Siempre bajo su inconfundible toque de electrolatino, ambos ponen ritmo y a esta anómala época estival que vivimos.

Una vez más, aspira a sonar en todas las pistas de baile, o donde se pueda. Sí. Uno trata de llegarle a las personas por los nuevos medios, las nuevas plataformas y esa es la idea genial que tuvo María Isabel a través de TikTok, con ese challenge tan chulo de la canción, que en realidad es una de Indonesia de hace veinte años. Cuando me lo propusieron, me apeteció mucho crear una nueva letra y rollo que pudiera conectar con las personas de habla hispana y creo que está sucediendo. 

¿Será, de nuevo, el rey del verano? Pues no sé si va a ser canción del verano o del año, pero no tengo dudas de que va a alegrar mucho a las personas. La respuesta en las redes sociales es increíble. El mensaje que queríamos dar de buena vibra y buen rollo ha llegado al público.

¿Cómo se juntan Juan Magán y María Isabel? Surge de la idea del productor Ricardo Campoy, que es amigo mío. En pleno confinamiento, me dice que tiene un proyecto para ella. Cuando me enseñó la canción, desde el primer momento me cautivó. Y más si le podíamos dar ese toque nuestro. 

"No soporto las redes sociales, pero no puedes llevar la contraria a millones de personas"

¿Lo retro está de moda? Sí, absolutamente. Creo que estamos cumpliendo ese ciclo en el que recuperamos cosas anteriores para dar paso a una nueva ola porque el mercado está muy saturado de cosas iguales. Eso es que va a llegar algo nuevo, algo más fresco, que ya apetece.

¿Las redes están cambiando el mundo? Nos tienen a todos locos. Yo siempre he sido muy reacio, no las soporto. Creo que 'asocializan', pero claro, no le puedes llevar la contraria a millones de personas. El contacto humano es maravilloso y ahora las personas buscan novio o novia por las redes sociales, se hablar por allí, suben fotos... A mí me parecía mucho más bonito lo de antes. Pero si es lo que está pasando, pues habrá que subirse al carro.

"Para la música no es necesario tener mucho talento, pero sí conexión y química con la gente"

¿Corremos el riesgo de vivir 'solo' en las redes sociales? No solo hay riesgo sino que ya existen personas que lo están haciendo. Que son sumamente felices en las redes y muy desgraciados en la vida real. Y es triste. Medimos a las personas por los números que tienen en internet, por los likes y los comentarios en las redes, por las visualizaciones en Youtube, por los streams en Spotify... Realmente para la humanidad es muy triste, pero es lo que hay. Yo solo no puedo frenarlo y, como tengo que alimentar a mi familia, voy a seguir jugando a eso.

Todo lo que toca lo convierte en oro. ¿Cuál es su secreto? Ser uno mismo y trabajar mucho. Cuanto más real seas, con esfuerzo y un poquito de talento se consigue. Yo siempre digo que para la música no es necesario tener mucho talento, pero sí conexión y química con la gente. Eso o eres un actor brutal y vendes la película muy bien. Y yo, como no sé actuar, pues tengo que ser real. Si gusto, bien, y si no, también. Tuve momentos de mi vida en los que polarizaba muchísimo, tenía los mismos admiradores que detractores, pero afortunadamente la balanza se decantó. Entendieron mi postura. Pensaban que yo hacía pachanga, había muchos prejuicios... Ahora estoy en un momento maravilloso y puedo ser más yo aún.

"A día de hoy nadie puede mirarnos por encima del hombro ni tacharnos de panchitos, como se ha hecho toda la vida"

¿Se arrepiente de algo de lo que ha hecho? Al principio hice muchas canciones que decían cosas absurdas, pero es que era el momento de burlarse del sistema. Estábamos viviendo un sistema de pop en el que no daban paso a ningún otro género musical, por lo que los pocos que hacíamos música más independiente teníamos que ser transgresores, hacer cosas absurdas y llamar la atención. Mi música, combinada con mis letras, llamaba la atención, y fue una manera de hacer mi propio marketing. ¿Me arrepiento de aquello? No. ¿Sabría defenderlo ahora? Tampoco. Tengo 41 años y no quiero que mis hijos me vean cantar ciertas cosas. Pero es que gracias a eso hoy ellos tienen una educación maravillosa. 

¿Y qué ha cambiado desde entonces? Hemos instaurado una nueva visión del negocio. A día de hoy la música latina es global, pero no siempre lo ha sido. Hemos nadado a contracorriente durante muchos años. No te imaginas la que me han dado a mí pal pelo. A día de hoy estamos instaurados y nadie puede mirarnos por encima del hombro ni tacharnos de panchitos, como se ha hecho toda la vida. Soy un orgulloso español latino, como he dicho siempre. A mí, cuando me dicen que los españoles somos europeos, yo les digo que no, que vivimos en un país latino y yo abandero esa idea. Se puede ser europeo y latino.

"Escribir canciones que diviertan es el acto social más grande del mundo"

Con esto, imagino su respuesta a si le ha costado que reconozcan su trabajo en España. Mucho, un montón. Pero, ¿sabes lo que pasa? Que yo amo a mi país por su gastronomía, por su gente, por su cultura... No puedo estar pendiente de lo que digan en los medios o, mejor dicho, de lo que no digan, ya que muchos nunca replicaron mi carrera y siguen sin hacerlo, así que sigo amando a mi país y lo hago por lo que es, no porque me quieran aquí o no. No puedo estar todo el día con rencores. España es un país más. Tengo México, Panamá, Colombia, República Dominicana, Canadá, Estados Unidos...

¿Desde fuera cómo se ven los problemas de España? Se ríen un montón de nosotros, se ríen de nuestros políticos. Hasta hace poco, que viví parte de la cuarentena en República Dominicana, tenían un concepto de nosotros terrible. Y yo pensaba: "¿Pero os miráis a vosotros? Si estáis cagándola igual". Yo creo que, por ejemplo, esto de la pandemia pilló a todo el mundo por sorpresa y se podía haber hecho mejor o peor y, a la vista está, todos los países están sufriéndolo. De lo que hay que estar pendientes es de que la gente no muera, no de los políticos. Ya se verá luego a quién quiere votar el pueblo.

"Fuera de España se ríen un montón de nosotros, se ríen de nuestros políticos"

¿Tiene alguna colaborador o colaboradora estrella? Todos son gratos recuerdos y experiencias que me han hecho crecer, profesional y personalmente. Me suman las experiencias.

¿Qué siente al ver que hace divertirse a tanta gente? Me siento muy bien. Una vez me preguntaron que por qué no hacía canciones de tipo social y desde entonces siempre digo lo mismo: escribir canciones que diviertan a las personas es el acto social más grande del mundo. ¿Hay algo más grande que divertir a los demás? 

"Prefiero contar cosas divertidas o triviales, que no hagan pensar demasiado"

Y, usted, ¿cómo se lo pasa bien? Yo me divierto mucho haciéndolo, como profesional. Pero en lo personal me divierto mucho con mis cosas  pequeñitas, en mi casa, en lugares tranquilos, con mis amigos, relajado, escuchando hip hop, r&b, algo de flamenco... No me divierto con mi música, detesto escucharla, no me gusta nada. Mis hijos me tienen loco. Me tienen loco con el nuevo single. ¡Si lo sé no lo hago!

¿Cómo se reinventa alguien que continuamente se reinventa? Es cada vez más complicado, pero creo que se hace estando pendiente de lo que la gente demanda. Hay que seguir las tendencias, pero siempre siendo tú. Por ejemplo, la gente me demanda que haga más electrónica, y yo estaría encantado de hacerla, pero me subí a una rueda que ahora mismo no puedo parar y que me lleva a hacer música mucho más urbana.

"No hay machismo en el reguetón, el 89% de las personas fanáticas son mujeres. Entonces, ¿qué son ellas? ¿Idiotas? No"

¿Le gustaría entonces hacer otras cosas? En general, siempre hago lo que me da la gana, lo que pasa es que hay veces que sí, que me gustaría salir con una guitarra y hacer algo solo con ella, pero pienso que por qué voy a cortar las venas a la gente. O compongo algo y luego pienso que para qué voy a contar mi vida. Yo prefiero salir y contar cosas divertidas o triviales, que no hagan pensar demasiado. Yo pienso, pero en mi intimidad, de momento no me siento con ganas de hacer música que diste mucho de la que sirve para bailar.

Juan Magán.

juan magán

  • Productor, DJ, compositor y cantante.
  • 30 de septiembre de 1978 (41 años).
  • Badalona.
El catalán, apodado el 'rey del electrolatino', se dedica profesionalmente a la música desde 1995, pero fue con el nacimiento de ese estilo, en 2008, cuando se dio a reconocer internacionalmente. Desde entonces ha colaborado con estrellas de la talla de Enrique Iglesias, Paulina Rubio, J Balvin, Belinda, Gente de Zona o Don Omar y acumula éxitos como 'Bailando por ahí', 'He llorado', 'Ni la hora', 'Bésame', 'Ella no sigue modas', 'Fuera de mi mente' y un largo etcétera.

Pregunta obligada. ¿Hay machismo en el reguetón? Partiendo de que el feminismo debe existir, creo que todo se trata de percepción. Es una forma de hablar que tienen las nuevas generaciones. Si tú, seas hombre o mujer, que hay muchas que lo hacen, quieres cantar una letra determinada, eres libre de hacerlo. Luego es el que escucha el que tiene que filtrar y, según sus circunstancias personales, lo hará de una manera o de otra. Pero a la pregunta te contesto que no, a día de hoy no hay machismo en el reguetón, porque está aceptado. Es más, el 89% de las personas fanáticas del reguetón son mujeres. Entonces, ¿qué son ellas? ¿Idiotas? No. Son personas que eligen escuchar eso y luego en sus casas tendrán sus valores, pero a la hora de ponerse a perrear, lo hacen con un buen reguetón. Y luego pueden ser igual de señoras, cultas y educadas que cualquier otra que escucha música clásica. Son prejuicios y falta de educación. Es aquello de sentirse juez. No, perdona, yo en mi casa hago lo que me da la gana. 

Un 'feat' de éxito junto a María Isabel

María Isabel y Juan Magán posan para 20minutos.
María Isabel y Juan Magán posan para 20minutos.
JORGE PARÍS

La andaluza María Isabel, que acompaña esta vez a Magán, se muestra feliz con la colaboración. "Surgió durante el confinamiento. Yo había hecho el challenge de TikTok con la canción, así que me pareció una gran idea hacer nuestra propia versión junto a Juan Magán, confiaba plenamente en él. Es más, estuve en un concierto de él hace un año. ¡Quería hacer algo con él!", relata la joven cantante. 

Ella, como Magán, reconoce que no conocía la canción original, Bagaikan Langit, un tema indonesio publicado en 1998, por lo que, "a raíz de esto" han sabido que existía. 

"Esta soy yo, y quiero hacer esto por los restos. Me encanta"

En cuanto a su versión, indica que "está teniendo más resultados" de los que ella creía. "Las radios están apostando por ella y la respuesta de la gente es increíble. Está teniendo muy buena aceptación". 

Por todo, cree que este es uno de los proyectos "más importantes" de su carrera hasta el momento. Además, se congratula del resultado de su incursión en la música más urbana. "Esta soy yo, y quiero hacer esto por los restos. Me encanta", se sincera.

"Tu cara me suena' está parado totalmente, hasta después del verano no se reanudan las grabaciones"

María Isabel es una de las concursantes de la actual edición de Tu cara me suena, interrumpida por el coronavirus. "Está parado totalmente, hasta después del verano no se reanudan las grabaciones. Tenemos muchas ganas de volver".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento