Demi Lovato revela que Disney potenció sus trastornos alimenticios: "Había gente vigilándome para que no comiera"

Demi Lovato en los premios 'InStyle', 2017.
Demi Lovato en los premios 'InStyle', 2017.
GTRES

Desde que pasó por rehabilitación en 2010 para tratar sus adicciones y su problemas con la comida, Demi Lovato renunció a volver a trabajar en televisión al darse cuenta de que su entorno llegó a "normalizar" sus trastornos alimentarios cuando era una estrella infantil.

Según cuenta la cantante en una entrevista para Bustle, donde habla sin tapujos de su etapa por la casa del ratón, aunque sus problemas con la comida comenzaron antes de fichar con Disney, la empresa no hizo más que potenciarlos.

"Solía tener gente vigilándome la noche antes de una sesión de fotos para asegurase de que no comía nada, para que así al día siguiente no estuviera hinchada", confesaba Lovato.

Ver esta publicación en Instagram

Feeling myself is a felony 💋 #ILoveMe

Una publicación compartida de Demi Lovato (@ddlovato) el

"Miré a mi alrededor y tuve un momento en el que pensé, 'Guau. Esto está tan terriblemente normalizado' ", recordaba la actriz. Muchas personas de su alrededor ignoraban abuso personal al que estuvo sometida, y llevar tanta presión sobre sus hombros sin ningún tipo de vía de escape la llevó a caer en las drogas.

Lovato cuenta que después de salir de rehabilitación barajó dos opciones, hablar sobre sus luchas y la posibilidad de ayudar a las personas o mantener la boca cerrada y volver a Disney Channel. La actriz decidió abrirse al mundo y explicar que los cuerpos delgados que la gente veía en la televisión no eran "normales" y desestigmatizar las dolorosas consecuencias de tratar de verse así.

Demi comentó en la entrevista una serie de episodios que la dejaron marcada e hicieron empeorar su relación con la comida. La estrella detalló que por su cumpleaños recibía "sandía con crema batida sin grasa" en lugar de una tarta.

Es un mundo totalmente diferente ahora. Ni siquiera me preparo para las sesiones de fotos. Si me apetece puedo comer algo de Subway (una cadena de comida rápida) para el desayuno", relataba.

Desde que decidiese hablar sobre sus trastornos mentales, su abuso de sustancias y sus problemas con la comida en el documental Stay Strong en el 2012, otras grandes estrellas han seguido sus pasos.

Ver esta publicación en Instagram

This is my biggest fear. A photo of me in a bikini unedited. And guess what, it’s CELLULIT!!!! I’m just literally sooooo tired of being ashamed of my body, editing it (yes the other bikini pics were edited - and I hate that I did that but it’s the truth) so that others think I’m THEIR idea of what beautiful is, but it’s just not me. This is what I got. I want this new chapter in my life to be about being authentic to who I am rather than trying to meet someone else’s standards. So here’s me, unashamed, unafraid and proud to own a body that has fought through so much and will continue to amaze me when I hopefully give birth one day. It’s such a great feeling to be back in tv/film while not stressing myself with a strenuous workout schedule before 14 hour days, or depriving myself from a real birthday cake rather than opting for watermelon & whip cream with candles because I was terrified of REAL cake and was miserable on some crazy diet shit. Anyway, here’s me, RAW, REAL! And I love me. And you should love you too! Now back to the studio.. I’m working on an anthem.. 🙏🏼🙌🏼🤷🏻‍♀️ also. Just so everyone’s clear.. I’m not stoked on my appearance BUT I am appreciative of it and sometimes that’s the best I can do. I hope to inspire someone to appreciate their body today too. 💗 #nationalcelulliteday #celluLIT 🔥🔥🔥

Una publicación compartida de Demi Lovato (@ddlovato) el

En el documental de Netflix Miss Americana,Taylor Swift desveló al mundo entero su propio trastorno alimentario causado por todas las críticas que recibió por su cuerpo y la presión constante de estar perfecta. 

Asimismo,Beyoncé fue elogiada por ser transparente en su también documental Netflix Homecoming sobre su estricta dieta para prepararse para su actuación en Coachella: "Sin pan, sin carbohidratos, sin azúcar, sin lácteos, sin carne, sin pescado, sin alcohol". (Beyoncé quizás innecesariamente aclaró: "Tengo hambre")

Sobre esto, Lovato dijo que: "Me habría preparado para algo como Coachella o una sesión de fotos. No me parezco a Beyoncé. Pero no puedo arriesgar mi salud mental porque tengo cosas en mi historia que Beyoncé no tiene o puede que no tenga. Para mí es algo más arriesgado ".

En cuanto a su salud actual, la cantante reconoce que está mejor, pero todavía queda camino por recorrer. Ahora cuenta con varios dietistas, entrenadores y asesores espirituales que le ayudan a seguir estando estable, llevando una vida saludable y encontrándose a sí misma, algo a lo que la cuarentena le ha impulsado a seguir haciendo.

Ahora lo que quiere la cantante es llevar una carrera musical que no esté basada en su cuerpo, sino en sus letras y canciones, algo difícil en la industria actualmente. "Quiero una carrera duradera por la que no tenga que cambiar nada de mí misma. La música me trajo mucha alegría cuando era más joven, y perdí esa alegría en todo el ajetreo de la industria. Me sentí miserable, y no quiero que vuelva a ser así nunca más. Eso es lo que quiero", confesaba Lovato.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento