Consultorio de Coaching: "Con el fin del confinamiento he empezado a sentirme apático, me cuesta disfrutar de todo"

Lee aquí el consultorio anterior y deja tu pregunta en el correo electrónico consultoriocoaching@20minutos.es
Un hombre descansando en un sofá.
Un hombre descansando en un sofá.
20minutos

Cada semana 20minutos pone en marcha un consultorio de coaching. Nuestra experta, Magda Barceló, responde a cuestiones que tienen que ver con las estrategias para tener las habilidades necesarias que nos ayuden a abordar con éxito las situaciones que la vida nos depara en todos los ámbitos: laboral, emocional, personal, familiar...

Para plantear tu duda escribe un correo electrónico a consultoriocoaching@20minutos.es. Mira aquí las respuestas de esta semana.

Sin estabilidad laboral

PREGUNTA Hasta ahora he tenido problemas para encontrar un trabajo estable. Soy licenciada en Filología y secretaria de Dirección, pero sólo he podido trabajar en academias algunas horas y algunas ocasiones de auxiliar administrativo.

Desde que estaba estudiando estoy tomando antidepresivos y creo que esa situación me ha hecho que no tenga ninguna estabilidad. Tengo 49 años, estoy desempleada y no sé qué camino tomar a nivel laboral.

Las oposiciones producen mucha tensión y yo al no ser muy joven y no tener mucha experiencia laboral tengo problemas. ¿Existe alguna agencia de colocación para personas más mayores o con problemas psicológicos que puedan ayudarme?, ¿es fácil conseguir orientación laboral? Gracias por su atención.

RESPUESTA DE LA EXPERTA Desconozco si existen agencias de colocación para personas con su perfil. Puede conseguir orientación laboral en muchas de las agencias de empleo que existen. También en los varios programas de orientación laboral, a nivel público, que ofrecen ayuntamientos y diputaciones.

En su mensaje detecto apego a su identidad actual, es decir una fuerte identificación con todas las cosas que le han pasado, sobre todo con las negativas. Cuando esto ocurre, el pasado nos pesa y nos lastra, dificultando enormemente nuestros avances.

Le invito a enfocarse a aflojar su identificación con el pasado. Para ello, primero tiene que acercarse a él. Escriba teniendo en cuenta periodos de siete años aquello que le pasó más significativo y cómo le marcó. Fíjese en las cosas que interpreta como buenas y en las que le parecen negativas. Escríbalo en tercera persona como si fuera otra persona. Luego, relea su vida y pregúntese: ¿Quién es el protagonista de esta historia? ¿Qué ha venido a hacer? ¿Para qué le ha preparado todo lo ocurrido?

En cuanto a su pasado, puede seguir cargándolo o bien soltarlo. Está en sus manos hacerlo. Puede soltarlo dándose cuenta de que usted no es lo que le pasó. Tampoco es su depresión, ni su edad. Usted es un ser único con un potencial mucho mayor del que usted puede imaginar.11

No vino aquí a sobrevivir, sino a vivir con sentido. Yo le pregunto: ¿Qué es aquello que le da sentido? A la hora de dar con aquello que quiere hacer, piense en un qué, pero sobre todo en un cómo. ¿Cómo le gustaría vivir y trabajar? ¿Con quién? ¿Haciendo qué?

Cómo adelgazar

PREGUNTA Tengo 35 años, he subido 20 kilos en dos años, la ansiedad y la obsesión por la comida me está sobrepasando, no consigo hacer dieta más de una semana seguida y me siento completamente destruida fisica y mentalmente.... no sé cómo hacerlo, tampoco tengo dinero para pagarme un buen nutricionista que me ayude. 

Ya no sé qué hacer, tengo una cirugia pendiente para septiembre/octubre y necesito bajar lo máximo antes de entrar por mi salud y no soy capaz. Ayuda, por favor.

RESPUESTA DE LA EXPERTA La ansiedad y la obsesión por la comida le han llevado a incrementar de peso. Uno de los efectos contraproducentes de las dietas es que la mayoría requieren poner el foco en la comida y refuerzan, en caso de existir, la obsesión con ella.

Comer sin conciencia o de forma compulsiva es fruto a menudo de intentar llenar un vacío existencial. Cuando esto ocurre intentamos llenar con comida un vacío de ansiedad –como usted comenta–, miedo, frustración u otras experiencias emocionales.

Una forma de ir a la raíz del problema es darnos cuenta de ese vacío y de la naturaleza del mismo. Cada vez que coma demasiado, pregúntese, ¿qué vacío estoy intentando llenar? Si la respuesta es ansiedad, la orientación sería ahondar en ella.

¿Cuál es el motivo de mi ansiedad? Si la respuesta es soledad, la orientación podría consistir en enfocarse a generar relaciones significativas en su vida. Si la respuesta es un fuerte rechazo a sí misma, la orientación consistiría en sanar la relación consigo misma. El caso es afrontar el vacío con acciones pertinentes y no con comida.

En paralelo, para aflojar poco a poco su centramiento en la comida, le recomiendo enfoques nutricionales basados en la forma de comer y el tipo de comida a ingerir y no en la cantidad de comida a comer. Es decir, busque dietas que no le restrinjan la cantidad de alimentos, sino aquello que sí puede comer y el momento de hacerlo. Puede dar una ojeada las pautas de la dieta circadiana y también del ayuno intermitente.

Le recomiendo que se imagine a sí misma en octubre con el peso que desea. Conecte con esa visión a menudo y saque de ella la fuerza de voluntad que le ayude a conseguir su objetivo.

Al mismo tiempo, considere también qué le puede ocurrir si no pierde el peso necesario. Por ejemplo: mala salud, riesgos innecesarios de cara a la intervención, etcétera. Deje que esta visión negativa le anime también a cuidarse y llevar una vida saludable.

Por último, durante todo el proceso, mantenga la intención y el compromiso de tratarse como un buen amigo: con amabilidad, cariño y mucha paciencia. Asimismo busque apoyo en su red de personas que le puedan acompañar en los altos y bajos del camino que está iniciando.

Sensación de molicie

PREGUNTA El fin del confinamiento me ha dejado una sensación extraña, y tengo miedo a que se cronifique. He empezado a sentirme apático, sin ganas de hacer nada. Me cuesta disfrutar de todo, apenas nada me motiva.

Ha sido justo acabar la cuarentena y entrarme una sensación de molicie increíble. Desgana es poco. Y cuando estaba encerrado no paraba, y eso que mi casa es pequeñísima, sin terraza ni nada, pero estaba más despierto y activo.

Me preocupa por si esto se puede enquistar. Porque he vuelto al trabajo presencial y la falta de motivación también ha sido en el plano laboral. Le ruego ayuda, porque es un tema serio que me tiene preocupado.

RESPUESTA DE LA EXPERTA Los efectos del confinamiento en nuestra salud física y mental son múltiples e insospechados. Le animo a confiar en lo que sienta y a tratarse con amabilidad. Personalmente he sentido una versión de la apatía que comenta y muchas de las personas a las que acompaño a través del coaching también.

La apatía es una versión reprimida de la emoción básica de la rabia, pero que por el motivo que sea no puede ser expresada. El post-confinamiento es perfecto para generar apatía. Hemos vivido algo traumático pero no existen culpables, no hay con quién enfadarse, a quién darle la culpa.

La salida del túnel de la apatía consiste en contactar la rabia que enmascara. ¿Qué es lo que más le irrita de la situación actual? ¿Qué le tiene hasta las narices? ¿A quién mandaría a freir espárragos?....

Dese cuenta que las respuestas a estas preguntas no tienen por qué ser justas, ni tener sentido. Lo que buscamos es dar salida a esa energía en forma de rabia, que de no expresarla consume nuestro flujo vital.

Puede responder a estas preguntas escribiendo, pintando, garabateando, bailando, gritando, haciendo ejercicio físico, conversando con un amigo de confianza que no le juzgue ni intente resolver su situación, etcétera.

Otras dimensiones enmascaradas por la apatía son la tensión y el cansancio inconscientes. ¿De qué forma puede descansar y liberar las tensiones acumuladas en su cuerpo? Considere simplemente no hacer nada, durante cierto periodo de tiempo, aflojar el cuerpo, dormir.

Tal vez puede buscar espacios para estar solo. Desde una tarde, a un par de días. Una escapada a la naturaleza es de las mejores cosas que uno puede hacer para sentir todo lo que está pendiente y volver al propio centro renovado. La clave consiste en dar a la apatía aquello que reclama, pero no dejarse arrastrar completamente por ella, lo que nos podría llevar a la desconexión del entorno y de las otras personas.

Por último, le invito a practicar la gratitud. Gratitud por haber navegado la pandemia y seguir en pie. Gratitud por todo aquello que la vida le da, por sus seres queridos, por tener un techo. Practique la gratitud a diario, antes de irse a dormir, piense en tres cosas por las que se siente agradecido.

Si no las encuentra, invénteselas. Puede ser tipo, por tener agua potable, la nevera llena, etcétera. Si abraza esta práctica diaria, en una semana, su paisaje interior se habrá transformado. Se sentirá más optimista y contará con más energía vital.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento