Ortuzar llama a los alaveses a votar al PNV para "dejar a los fachas de Vox fuera del Parlamento Vasco"

El presidente del EBB del PNV, Andoni Ortuzar, ha llamado este martes a los alaveses a votar al PNV para "dejar a los fachas de Vox fuera del Parlamento Vasco" porque, según ha advertido, los jeltzales y la formación liderada por Santiago Abascal podrían disputarse en las próximas elecciones un escaño en este territorio "por un puñado de votos".
Andoni Ortuzar (PNV) en un mitin en Álava
Andoni Ortuzar (PNV) en un mitin en Álava
PNV

En un acto político celebrado en el municipio alavés de Nanclares, Ortuzar ha asegurado que será "un reto apasionante" mantener la Cámara vasca "limpia de ultras, xenófobos y machistas", que no creen "ni en esta tierra ni en la democracia".

El líder jeltzale ha vuelto a alertar sobre las encuestas, para reiterar que "solo el voto vale". "¡Ojo con tumbarse a la bartola pensando que está todo hecho!. No lo está. Las encuestas pueden servir al contrario, con el efecto adormidera para desmotivar a la gente. Alguien puede pensar que, si todo está hecho, ¿para qué voy a votar?.Y, después del recuento, nos llevamos las manos a la cabeza", ha apuntado.

Andoni Ortuzar ha avisado de que, "por culpa de un puñado de votos" de quienes se queden en casa, el reparto de la Ley d'Hont "puede dar actas de parlamentarios a opciones que, en circunstancias normales, seguirían fuera del Parlamento".

De esta forma, ha aludido a la encuesta 'Focus' de EiTB de este pasado lunes, que atribuía a Vox el último escaño por Álava, el número 25 por este territorio, que estaría en disputa entre la formación jeltzale y el partido liderado por Santiago Abascal.

"Ahora nos separan unos 250 votos a nuestro favor. No es suficiente, hay que abrir más brecha. Ya sabéis lo puñetero que es el sistema d'Hont. Como sería el primer escaño para Vox, por cada voto nuevo que ellos consigan, nosotros tendremos que sacar diez", ha explicado.

"CORDÓN ELECTORAL FUERTE"

Por ello, ha afirmado que el PNV "necesita un cordón electoral más fuerte, más grande, para proteger a este territorio de Vox". "Según nuestros cálculos, si nos ponemos el objetivo de sacar 1.500 votos más, Vox se quedaría seguro fuera del Parlamento y nosotros conseguiríamos un escaño más", ha indicado.

Ortuzar ha dicho que es "un reto apasionante dejar a los fachas en la calle, mantener el Parlamento limpio de ultras, xenófobos y machistas", por lo que ha emplazado a los simpatizantes y votantes jeltzales a movilizarse para que todos sean "conscientes de lo que está en juego". "Si votan al PNV, Vox se queda a cero, se queda en cero el follonero", ha añadido.

En caso de que la gente no acuda a las urnas, ha afirmado que es posible que, en los próximos cuatro años, Álava esté representada en la Cámara vasca "por alguien que no cree ni en esta tierra ni en la democracia". "Hay que evitarlo. Cada uno a buscar dos votos más. Dos votos más para la dignidad de Araba, para frenar en seco a la fachenda. Tenemos que lograrlo, se lo debemos a Araba y a la democracia", ha reiterado.

UN LIDERAZGO "SÓLIDO"

El máximo representante del PNV ha insistido en que estos son los comicios "más importantes de los últimos 40 años", de los que tiene que salir "un Gobierno fuerte, con un liderazgo sólido del Lehendakari y un Parlamento que ayude, que arrime el hombro y que no ponga palos en las ruedas" como en la legislatura pasada.

Andoni Ortuzar ha recordado la "grave situación de emergencia económica" de la que Euskadi debe salir "cuanto antes y de la mejor manera posible". "Estamos a días de ese momento trascendente, de confirmar si esa propuesta de Gobierno fuerte y eficaz es posible o si, por el contrario, estamos abocados a una cierta inestabilidad política", ha apuntado.

De esta forma, ha subrayado que, por lo visto, "nadie parece estar dispuesto a asumir una acción compartida con el PNV que ayude a avanzar más rápidamente" y, pese a que su partido "ha tendido la mano a la colaboración, en varias ocasiones, nadie ha respondido".

Ortuzar ha aludido a las encuestas que coinciden en "el liderazgo del PNV", lo que quiere decir que "la confianza mayoritaria de los vascos" está puesta en los jeltzales, pese a que en campaña "todos" van contra ellos.

"Todos tratan de socavar la imagen del PNV porque nos ven fuertes, porque no cedemos ante el desánimo, porque somos influyentes en Madrid. Somos exigentes allí para que se respeten los intereses de Euskadi, de los que aquí vivimos, y cuando decimos aquí, también decimos de Trebiño que, para nosotros, es Euskadi", ha asegurado, para indicar que es "esa fortaleza" la que provoca "los ataques de los partidos".

SITUACIÓN ECONÓMICA

Andoni Ortuzar ha asegurado que "la situación económica del territorio es muy delicada". "La pandemia de coronavirus nos ha pasado a todos por encima. Nadie esperaba una crisis sanitaria de estas magnitudes", ha manifestado.

En todo caso, ha instado a "desconfiar de quien prometa solucionar todo este panorama en dos días, de los apóstoles de las recetas mágicas, los que todo lo resuelven subiendo o bajando impuestos, los que reclaman el oro y el moro, y prometen salarios mínimos de no sé cuánto y pensiones mínimas de no sé qué". "Sólo quien sabe que no va a poder cumplir lo que promete se permite hacer brindis al sol como estos", ha indicado.

No obstante, ha puntualizado que tampoco hay que ser pesimistas porque los vascos "saldrán de esta, palabra del PNV, con la acción común de todas las instituciones para poner en marcha un plan conjunto de reactivación del empleo, con nuevas políticas de inversión, de endeudamiento, tras haber gestionado años con rigor que nos permiten ahora tirar responsablemente de la deuda, sin recortes en los servicios públicos, fortaleciendo la sanidad, la educación y el bienestar social".

Ante esta situación, Ortuzar ha remarcado que su partido se pondrá "el buzo" y, con trabajo, "construyendo país día a día, recuperando el tiempo perdido", sacará a los vascos "del agujero" al que ha llevado el virus, para volver a situar la tasa de paro por debajo del 10%.

También ha invitado a los electores a evaluar todas las candidaturas antes de votar y a preguntarse a quién dejarían la llave de su casa para que la cuidase en su ausencia. "La respuesta es clara: a quien más confianza, más seguridad y más experiencia tuviera. Para que la llave del país esté en las mejores manos, votad a Iñigo Urkullu, el Lehendakari responsable, que gobernará para todos, con honestidad, con entrega y saber hacer", ha dicho.

Por ello, ha pedido "una movilización masiva" para dejar patente que Álava y Euskadi "quieren salir de la actual depresión y comenzar a recuperarse en un nuevo tiempo". "Sabéis bien que no hay cosecha, si previamente no se siembra. ¡Sembremos un nuevo tiempo de ilusión, de esperanza y de oportunidades para todos!. ¡Llenemos las urnas de votos por la libertad, la igualdad y el futuro de Araba y de Euskadi!", ha llamado.

SECTOR PRIMARIO

Por su parte, el presidente del ABB del PNV y candidato por Álava, José Antonio Suso, ha asegurado que no podría entenderse este territorio sin un sector primario "sólido e innovador, generador de riqueza y de empleo, que representa un activo fundamental como elemento transmisor de valores culturales, sociales y medioambientales" y que, durante el confinamiento, "se ha redescubierto como sector esencial".

Asimismo, ha recordado que fue la formación jeltzale "la única formación que no se olvidó de Trebiñu durante el confinamiento, rescatándolo del decreto que 'resucitaba las provincias como unidad de acción', y posibilitando que el enclave "realizara la desescalada al mismo ritmo" que Álava.

El acto lo ha abierto la alcaldesa de Ribera Baja y candidata alavesa, Miren Santamaría, que ha puesto en valor el compromiso con la instalación en la zona de diferentes proyectos vinculados a las energías renovables, y la promoción de Arasur.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento