Iglesias insiste en sus críticas a los medios: "En una democracia todos los poderes son objeto de crítica"

  • El vicepresidente segundo sostiene que es necesario "normalizar" la "crítica" e incluso el "insulto" en redes sociales contra personajes públicos.
El vicepresidente segundo, Pablo Iglesias.
El vicepresidente segundo, Pablo Iglesias.
EP

El vicepresidente segundo del Gobierno, Pablo Iglesias, no recula y mantiene las críticas que ha lanzado en los últimos días a algunos medios de comunicación y a periodistas como Vicente Vallés. Este martes, el líder de Unidas Podemos sostuvo que es necesario "naturalizar" este tipo de críticas públicas porque, a su juicio, el mediático es un "poder" más dentro del sistema democrático y, como tal, debe estar sujeto a la denuncia.

"Creo que la crítica es una cosa normal y propia de las democracias e incluso las cosas desagradables que vemos en las redes sociales y que no nos gustan a nadie también son normales, y yo no sería partidario de que se pudiera perseguir", sostuvo Iglesias. Y es más: a su juicio, es necesario normalizar que "cualquiera que tenga presencia pública o cualquiera que tenga responsabilidades en una empresa de comunicación o en política" pueda estar sometido "tanto a la crítica como al insulto en las redes sociales", ya que "si las cosas se salen de madre" existen instrumentos legales para que el afectado se defienda.

Para el vicepresidente segundo, los juicios de dirigentes políticos contra periodistas son solo un rasgo característico de la democracia, donde "todos los poderes son objeto de crítica, el mediático también". "Yo hay críticas que leo que no comparto, pero todos los poderes que constituyen la estructura compleja de los sistemas democráticos tienen que estar sujetos" a este tipo de valoraciones, sostuvo Iglesias.

Eso sí: para el vicepresidente, que altos dirigentes de Unidas Podemos hayan criticado en las últimas semanas al periodista Vicente Vallés -incluso a través de un vídeo- no implica que haya existido un "señalamiento", como sí existe, sostuvo, por parte de la derecha. "Señalamientos vimos en mítines de Vox donde ponían imágenes de Ana Pastor o de Cristina Fallarás para abuchear", o al dirigente del PP Javier Maroto diciendo al periodista Javier Ruiz "que iban a tener un problema", recordó.

De hecho, Iglesias aseguró que no le han "gustado" muchas de las críticas que ha recibido en los últimos días Vallés. "He leído cosas en las redes que no comparto", criticó el vicepresidente, que afeó la actitud a quien ha llamado al periodista "un [Javier] Negre con traje" o "cloaquín". "No me puedo identificar con eso, y lo digo siendo alguien que sabe qué es que le insulten en redes sociales".

Caso Dina: "Se ha atacado a mi partido"

Iglesias también se refirió al polémico caso Dina, la pieza separada del caso Villarejo sobre el robo de una tarjeta SIM a la excolaboradora del líder de Podemos. Iglesias defendió que tanto él como su partido fueron perjudicados por este robo, y aseguró que "es bastante evidente que en este país se ha atacado a mi partido para evitar que entráramos en el Gobierno".

"Hay una serie de hechos contrastados y que no admiten discusión. A Dina Bousselham le roban el teléfono móvil a finales de 2015 y una copia de ese teléfono aparece en el ordenador de Villarejo en un registro policial a finales de 2017", relató Iglesias. "Eso es un hecho incontrovertible", como también lo es "que en ese registro aparece una nota de 2017 de Villarejo señalando que se va a reunirse con Urreiztieta y con Eduardo Inda para entregarles información sobre Podemos", señaló.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento