Ana Mari, la mujer atacada con sosa cáustica: "He perdido el ojo"

  • A su llegada a los juzgados, la víctima ha lamentado que su agresor ya le amenazaba con quemarle y que "hasta que no lo ha conseguido, no ha parado". 
  • El hombre ya ha sido detenido y ha pasado a disposición judicial tras ser denunciado por dos delitos de lesiones, maltrato en ámbito del hogar y amenazas.
Ana Mari, la mujer atacada con sosa cáustica
Ana Mari, la mujer atacada con sosa cáustica
CAPTURA TV
Ana Mari, la mujer atacada con sosa cáustica
CAPTURA TV

Ana Mari, la mujer que fue agredida junto a su hija de 5 años con sosa cáustica por su expareja enSant Feliu de Guíxols (Girona), ha declarado este jueves a su llegada a los juzgados ante las cámaras de televisión que "ha perdido el ojo". Acompañada por su padre y con un visible estado delicado de salud, la mujer recordaba los hechos: "Decía que me iba a quemar y hasta que no lo ha conseguido no ha parado. Ahora me ha dicho que aún no ha terminado conmigo", ha dicho. 

La mujer, a la que ayer dieron el alta hospitalaria, llegó a interponer hasta 10 denuncias contra su agresor, de 45 años y nacionalidad marroquí. Este miércoles el hombre fue detenido y ya ha pasado a disposición judicial tras ser denunciado por dos delitos de lesiones, maltrato en ámbito del hogar y amenazas.

La mujer y la niña ingresaron en el Hospital Vall d'Hebrón de Barcelona con quemaduras graves por la sosa cáustica, y la mujer ya había denunciado previamente al agresor por un delito de coacciones, mientras que él mantiene denuncias cruzadas con el marido de la víctima.

El juez desestimó una orden de protección porque no se daban las exigencias para adoptarla con la información disponible, y la defensa de la mujer no recurrió la decisión.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento