Aitzol Iraondo
Tres imágenes Aitzol Iraondo (AGENCIAS). AGENCIAS

"Txeroki es un chulo, un prepotente, un indisciplinado, un neurótico, un guerrillero. Quien le sustituye en el ‘cargo' es peor: frío, calculador, inteligente, con disciplina militar y mucho más sanguinario".

Así definen los servicios antiterroristas al nuevo jefe de los comandos de ETA, Aitzol Iriondo, alias Gurbitz y Barbas, donostiarra de 31 años.

Con Barbas, según las mismas fuentes, el aparato militar de ETA va a iniciar una nueva era de "menos atentados, pero más letales, el tiro en la nuca".

ETA iniciará una nueva era de "menos atentados, pero más letales, el tiro en la nuca"

El ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, señaló este martes que "no quisiera ser aguafiestas, pero Policía y Guardia Civil están en un estado de máxima alerta". Y la Guardia Civil avisa: el principal objetivo etarra es Navarra.

Lo cierto es que Iriondo es un auténtico pistolero. Está probado que en el verano de 2000 asesinó en Tolosa al ex gobernador civil de Guipúzcoa, el socialista Juan María Jáuregui. Y se cree que también acabó a tiros con las vidas del edil socialista Froilán Elespe (en 2001 en Lasarte) y con el policía municipal Joseba Pagazaurtundúa (en 2003 en Andoain).

Además, como ya publicó 20 minutos el 3 de noviembre, la Guardia Civil tiene la certeza de que también asesinó este año al edil socialista Isaías Carrasco y que participó en diciembre de 2007 en el doble crimen de los guardias civiles en Capbreton .

No más de 50 efectivos

Ahora se hará cargo de los comandos, que según las fuentes consultadas, entre los operativos y los taldes de reserva no sumarán más de 50 efectivos. "Muchos son militantes no fichados, libres de sospechas y que forman grupos estancos; si cae uno no saben nada sobre el resto".

"Está convencido de la victoria, de seguir con la lucha"

Las confesiones de los etarras de los cinco comandos desarticulados en los dos últimos años dejan patente la personalidad de Iriondo, lugarteniente de Txeroki: "Es muy exigente, pide atentados importantes"... "Está convencido de la victoria, de seguir con la lucha, de doblegar al Estado español"... "Dice que hay que tener nuestra sangre preparada para ser derramada por Euskal Herria".

Dormían emporrados

Txeroki y Leire López fueron detenidos a las 3.30 horas de la madrugada del lunes cuando dormían "plácidamente tras fumarse unos porros antes de acostarse", según fuentes antiterroristas.

En su piso fueron encontrados 100 gramos de hachís. También dos pistolas, una de ellas una HF de fabricación croata, con un calibre de 9 milímetros Parabellum, el mismo calibre utilizado en el atentado de Capbreton contra los dos guardias civiles. Ahora se investiga si se trata de la misma pistola.

Dos etarras ya detenidos confesaron que Txeroki les dijo que fue uno de los tres etarras que participó en este crimen.