Estancia de cinco días, sin cuarentena... así será el programa piloto de corredor turístico seguro que Baleares pondrá en marcha el 15 de junio

El gasto de los turistas extranjeros sube un 9,4% en Baleares y aumenta un 17,9%
Turistas en Baleares.
EUROPA PRESS - Archivo

El Gobierno de las Islas Baleares prepara la llegada a la región de casi 11.000 turistas alemanes procedentes de los aeropuertos de Frankfurt, Dusseldorf, Sttutgart y Hanover a partir del 15 de junio. Lo hace con el visto bueno del Ministerio de Sanidad debido a que el territorio se encuentra en la última fase de la desescalada por la crisis del coronavirus. Mallorca, Ibiza y Menorca serán sus destinos.

Este viernes, el Boletín Oficial del Estado (BOE) ha publicado la Orden SND/518/2020 por la que se regula la autorización de un programa piloto de apertura de corredores turísticos seguros en la comunidad autónoma mediante el levantamiento parcial de los controles temporales en las fronteras interiores establecidos con motivo de la situación de crisis sanitaria ocasionada por el COVID-19.

Baja tasa de contagio

La apertura de los corredores turísticos requiere que el destino, en este caso las Islas Baleares, se encuentre en la fase III de la desescalda y con una tasa de ataque de COVID-19 por 100.000 habitantes en siete días consecutivos inferior a nueve casos. Asimismo, será necesario que el turista que se desplace sea residente en el mismo Estado donde se ubique el aeropuerto de origen y que dicho Estado tenga la misma tasa de contagio. 

Estancia mínima de cinco noches

Los turistas que accedan al territorio nacional a través de los corredores turísticos deberán estar en disposición de aportar prueba de billete de ida y vuelta desde el aeropuerto de origen del corredor turístico, así como de alojamiento en Baleares por todo el periodo de estancia, que no podrá ser inferior a cinco noches.

Viajeros sin cuarentena

Las personas que entren a las Islas Baleares por los corredores turísticos seguros no tendrán la obligación de guardar el periodo de cuarentena de 14 días que estaba establecido. Hasta ahora, las excepciones se aplicaban a trabajadores transfronterizos, transportistas, tripulaciones y profesionales sanitarios que entren en España, excepto si han estado en contacto con personas diagnosticadas. La orden también incluye en estas excepciones a los participantes en una operación de la Agencia Europea de la Guardia de Fronteras y Costas.

Controles de temperatura

Los aeropuertos de origen y de destino, así como las compañías aéreas que vayan a hacer los vuelos dentro del corredor turístico seguro, deberán formar parte del Programa Voluntario de Monitorización de la Implementación del Protocolo Operativo de EASA para el COVID-19 o tener implantadas las recomendaciones de la Agencia de la Unión Europea para la Seguridad Aérea (EASA), a partir del 15 de junio de 2020, o, en su caso, a partir del momento en que se vayan a efectuar los vuelos. Esto implica someterse a un control de temperatura, rellenar un cuestionario en el avión y ofrecer todos los datos para poder establecer un contacto directo. 

Seguimiento telemático

La información recabada en el aeropuerto sobre el estado de salud de los turistas será remitida a la autoridad sanitaria de Baleares para garantizar el mejor control de la crisis sanitaria ocasionada por el COVID-19. A los viajeros se les realizará un seguimiento activo mediante monitoreo telemático.

Cartelería informativa 

El Gobierno de Baleares deberá facilitar a los aeropuertos y a los alojamientos de destino de pasajeros turísticos la cartelería informativa que detalle las medidas de seguridad higiénico sanitarias reforzadas a observar. 

Mostrar comentarios

Códigos Descuento