Juzgan al ex número dos de la Policía Naciona, Eugenio Pino, por el pendrive con información de los Pujol

  • Es el primer juicio al que se enfrenta. También esta siendo investigado por la Audiencia Nacional en el caso Villarejo. 
Eugenio Pino Sánchez declara en la comisión del Congreso
Eugenio Pino declarando en la comisión del Congreso
EUROPA PRESS - Archivo

La Audiencia de Madrid juzga desde este martes al ex director adjunto operativo (DAO) de la Policía Nacional Eugenio Pino por presuntos delitos de revelación de secretos, fraude procesal y falso testimonio en relación con el origen de un lápiz de memoria con información de la familia Pujol entregado en un Juzgado.

Junto al que fuera número 2 de la Policía con el ministro del Interior Jorge Fernández Díaz durante la etapa de gobierno del PP, se sienta también en el banquillo a partir de hoy el inspector jefe Bonifacio Díez Sevillano.

Es el primer juicio al que se enfrenta Pino, considerado por las acusaciones uno de los principales responsables de la denominada "policía política" o "patriótica" y que también esta siendo investigado por la Audiencia Nacional en el caso Villarejo.

La causa se centra en el presunto origen ilícito de un pendrive que la Policía aportó al juez de la Audiencia Nacional que investiga la fortuna de los Pujol y que éste anuló como prueba y encargó investigar su procedencia.

Unos hechos por los que Pino y Díez se enfrentan a peticiones de cárcel por parte de las acusaciones ejercidas por Jordi Pujol Ferrusola, primogénito del expresidente de la Generalitat, que solicita dos años y medio, y por Podemos, que pide 10 y medio.

No así la Fiscalía, que solicita la absolución al estimar que ambos encausados no "tuvieron participación alguna" en la entrega del lápiz de memoria ante el juzgado.

En sus conclusiones provisionales el fiscal relata que Pino entregó en marzo de 2015 a Bonifacio Díez una memoria USB, "sin que conste fehacientemente ni su contenido ni cómo la misma había llegado a su poder".

Se la dio, añade, "para que la hiciera llegar al entonces comisario jefe de la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal (UDEF) de la Policía Nacional, Manuel Vázquez López". Éste se la remitió al inspector jefe de la misma, Manual Álvarez Luna, quien a su vez se la entregó al Grupo 12 para que trabajara con ella, "extraviándose en circunstancias no determinadas".

Ya en 2017, según la Fiscalía, Álvarez Luna halló la memoria en un cajón mientras organizaba su mesa y se la dio a su superior, que a su vez la entregó en la Audiencia "al poder tener relación con una investigación del Juzgado Central de Instrucción número 5".

Por contra, las acusaciones creen que, sabiendo del "origen ilícito" del pendrive, que contenía información privada de Pujol Ferrusola, los acusados se concertaron para facilitárselo a la UDEF e idear un origen falso de la documentación para darle una apariencia de legitimidad y lograr que fuera incorporada a la causa. 

Mostrar comentarios

Códigos Descuento