Farreres elude responsabilidades en el desvío de fondos a Unió Democràtica

  • Fue conseller catalán de Treball.
  • Encargó ocho estudios de dudosa utilidad.
  • Se los adjudicó a empresas de amigos y familiares.
  • Asegura que no sabía que habían sido plagiados.

El ex conseller de Trabajo Ignasi Farreres ha defendido la utilidad de los estudios con los que presuntamente se desviaron fondos de su departamento a empresas vinculadas a UDC, aunque ha insistido en que nunca sospechó que los informes habían sido plagiados.

Farreres, que afronta una pena de cinco años y medio de prisión por prevaricación, falsedad en documento oficial y malversación, ha acudido al juicio en la Audiencia de Barcelona arropado por la cúpula de UDC, con la excepción del líder de la formación, Josep Antoni Duran Lleida.

Por el llamado "caso Treball", de presunta financiación irregular de UDC, el Fiscal pide otros cinco años y medio de cárcel para el ex secretario general de Trabajo Josep Maria Servitge y tres y medio para el empresario militante de UDC Víctor Manuel Lorenzo Acuña, ya condenado a más de un año de cárcel por el "caso Turismo".

Los tres están acusados de haber urdido una trama para desviar fondos del Departamento de Trabajo mediante la adjudicación de ocho estudios de dudosa utilidad, incompletos, plagiados o anticuados, por los que se pagaron siete millones y medio de pesetas, a las empresas Gestumer y Socesca de Lorenzo Acuña, ex concuñado y amigo del diputado de UDC en el Congreso Josep Lluís Sánchez Llibre.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento