Comienza con éxito el viaje de la cápsula Crew Dragon de la NASA y SpaceX, la primera nave espacial privada tripulada

Crew Dragon
La cápsula Crew Dragon en el momento de su lanzamiento.
NASA
Despega con éxito desde Cabo Cañaveral la primera misión tripulada de SpaceX.

Ha sido el segundo intento, en la primera oportunidad la Misión ‘Demo-2’ tuvo que ser pospuesta debido a la alta nubosidad y una tormenta eléctrica en la zona. Este sábado el clima ha acompañado y hemos podido ver despegar la primera nave espacial privada con tripulación a bordo. Se abre una nueva era en la exploración humana del espacio, una en la que los viajes comerciales jugarán un papel crucial.

La expectación que ha causado el lanzamiento de la cápsula Crew Dragon de NASA y SpaceX podría ser casi comparable al primer viaje a la Luna, allá por 1969. Un mundo bien distinto entonces, pero aún así la ‘limitada’ tecnología de la que disponíamos en aquel momento permitió que más de quinientos millones de personas vieran a Neil Armstrong abrir la escotilla del módulo lunar Eagle y dar sus primeros pasos en la superficie lunar.

Todavía no tenemos cifras de cuántas personas han seguido en directo esta vez el evento espacial, aunque solo en su streaming de YouTube la NASA acumulaba más de un millón de espectadores cuando el reloj todavía estaba a T- 00:10:00, es decir, diez minutos antes del lanzamiento.

Durante las horas previas, hemos podido vivir junto a los astronautas de la NASA Bob Behnken y Doug Hurley todos los procesos y preparaciones: desde que se han puesto sus trajes espaciales, hasta que han salido del Edificio de Operaciones y Comprobaciones Neil Armstrong dirección a la plataforma 39A del Centro Espacial Kennedy.

Como curiosidad, cabe destacar que el vehículo que les ha llevado hasta la plataforma no podía ser otro que un Tesla Model X personalizado especialmente para la ocasión, blanco y con el logo de la NASA, en cuya matrícula se podía leer 'ISSBND' -abreviatura del destino de los astronautas, la Estación Espacial Internacional, en inglés-.

Behnken y Hurley han salido del mismo sitio del que se han lanzado once misiones Apolo/Saturno V, incluido el Apolo 11, que llevó a los primeros astronautas a aterrizar en la Luna. La plataforma también fue el sitio de lanzamiento de 82 misiones del transbordador espacial. Un lugar con historia.

Estados Unidos llevaba nueve años sin enviar tripulación al espacio. “Es absolutamente un honor ser parte de este gran esfuerzo para que Estados Unidos vuelva al negocio de lanzamiento. Hablaremos con vosotros cuando estemos en órbita”, decía Hurley minutos antes de despegar. A falta de un minuto del lanzamiento se oían los aplausos en la retransmisión por streaming.

Y ha llegado el momento de la verdad: el lanzamiento, puntual a la hora señalada, se ha sucedido con éxito. En menos de un minuto el cohete Falcon-9 que transportaba la cápsula Crew Dragon ha alcanzado los mil kilómetros por hora. A los cinco minutos casi llegaba a los diez mil.

El primer y principal motor del Falcon 9 se ha desprendido sin problemas en torno a los tres minutos de vuelo, dejando el único motor Merlin de la segunda etapa la tarea de llevar a Behnken y Hurley a órbita segura.

Doce minutos después del lanzamiento la Crew Dragon se ha separado de la segunda etapa del cohete Falcon 9, “señalando el final de la escalada al espacio”, explica la propia NASA. “La primera nave espacial estadounidense con astronautas estadounidenses que sale de suelo estadounidense”, decía el comentarista de NASA TV.

Ambas etapas del cohete Falcon 9 han descendiendo y aterrizado en la nave no tripulada de SpaceX 'Of Course I Still Love You' que estaba esperando en el Océano Atlántico.

A las 16:55 -22:55 hora peninsular española-, Behnken y Hurley tomarán el control de Crew Dragon para la primera de las dos pruebas de vuelo manuales, demostrando su capacidad para controlar la nave espacial en caso de que surja un problema con el vuelo automatizado de la nave espacial.

Si todo va como se ha planeado en 19 horas podrán acoplarse a la EEI. En este vídeo explicativo de SpaceX puedes ver cómo será este proceso, que básicamente trata de posicionarse en el lugar idóneo para encontrarse y atracar en la EEI, lo que está previsto que suceda sobre las 16:30 de mañana -hora peninsular española-.

Pasarán allí una “estancia prolongada”, que se ha dicho que podría durar entre 6 y 16 semanas, pero que está “aún por determinar”, según afirma la propia NASA.

El objetivo de esta misión es validar el sistema de transporte con tripulación de SpaceX, desde la plataforma de lanzamiento hasta el cohete y la nave espacial, así como las capacidades operativas.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento