Sánchez decretará restricciones si el Congreso rechaza prorrogar la alarma por última vez hasta final de junio

Carmen Calvo, en la Comisión de Reconstrucción Social y Económica del Congreso.
Carmen Calvo, en la Comisión de Reconstrucción Social y Económica del Congreso.
EP

El Gobierno buscará una mayoría parlamentaria para ver aprobada una sexta y última prórroga del estado de alarma. Tras las dificultades y la polémica que rodearon la aprobación de la quinta, el PSOE había puesto en duda que fuera a haber otra más y el mismo presidente, Pedro Sánchez, la condicionó el sábado pasado a las recomendaciones de los expertos sanitarios. Este martes, sin embargo, la vicepresidenta primera, Carmen Calvo, ha confirmado en el Congreso que el Ejecutivo volverá a buscar apoyos para una nueva prórroga hasta "los últimos días de junio". Sin embargo, por primera vez ha esbozado una alternativa por si el Congreso la rechaza. En ese caso, el Gobierno reuniría en un real decreto ley las órdenes ministeriales que en los dos últimos meses han ido detallando las restricciones, que aplicaría en los territorios rezagados en la desescalada.

"El Gobierno se plantea que, si hay mayoría, sea la última prórroga del estado de alarma, que nos permitiría terminar lo que hemos denominado desescalada", ha dicho Calvo, que este martes a inaugurado las comparecencias en la Comisión para la Reconstrucción Social y Económica del Congreso.

La quinta prórroga terminará el 7 de junio y el Gobierno se plantea otra más hasta final de junio "para cubrir la última fase de la cuatro establecidas", ha dicho Calvo. "Sabiendo que pronto llegará ese día, estamos hablando de los últimos días de junio, algo menos de un mes".

Según ha explicado Calvo, la propuesta de sexta prórroga que aún tiene que aprobar el Consejo de Ministros tendrá "modificaciones muy importantes" para que la alarma se vaya levantando en las comunidades que terminen antes la desescalada. "Constitucional y legalmente es posible que en algunas se salga de la alarma antes que otros", ha afirmado Calvo.

De cara a esta última prórroga y ante la cada vez mayor dificultad para aprobarlas, Calvo ha apuntado al 'plan b' que se plantea el Gobierno si esta vez finalmente el Congreso no da luz verde. En este caso, aprobaría un real decreto ley "paraguas" para incluir toda la "legislación vigente que se ha ordenado a la luz del decreto de alarma", por medio de las sucesivas Órdenes Ministeriales que ha ido publicado el BOE. En concreto, Calvo se ha referido a las de índole sanitaria.

El objetivo sería "dejar la misma respuesta sanitaria hasta el final de la desescalada en los territorios que más problemas tienen para la desescalada, los que van más atrasados en las fases". 

Leyes ante un rebrote

Para después, Calvo ha reiterado la intención del Gobierno de modificar algunas leyes de índole sanitario o la Ley de Seguridad Nacional, como citó Sánchez la semana pasada, para no tener que volver a hacer uso de la alarma en caso de que haya un rebrote o un repunte de la pandemia. En este sentido, la vicepresidenta ha esperado que pueda haber un acuerdo en este ámbito en la comisión, que terminará sus trabajos previsiblemente en julio.

Se trata, ha dicho, de "tener instrumentos que sin tener que vernos a una situación de excepcionalidad como es el estado de alarma, podamos responder a un rebrote, un repunte, acotar alguna situación sanitaria peliaguda o a un otoño en el que hay poca claridad sobre cómo lo pasaremos".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento