Las estatuas humanas de La Rambla reciben permiso para volver a actuar pero deberán pagarse las medidas de distanciamiento con el público

  • Reclamaban al Ayuntamiento desde el 25 de mayo que les concediera permiso para volver a su ubicación.
  • Se sienten abandonados por la administración, que no les ha concedido ayudas.
Protesta de las estatuas humanas de La Rambla este martes, con la que han conseguido permiso para volver a actuar.
Protesta de las estatuas humanas de La Rambla este martes, con la que han conseguido permiso para volver a actuar.
CEDIDA

A la segunda fue la vencida para las estatuas humanas de La Rambla de Barcelona, que este martes han exigido por segunda vez durante el estado de alarma decretado por el coronavirus poder desconfinarse para volver a su actividad artística en la arteria más famosa de la ciudad. 

Desde que se decretara la alerta sanitaria en España, a mediados de marzo, estos actores callejeros han visto reducidas a cero sus actuaciones y sus ingresos, como ya denunciaron en 20minutos.es entonces. 

Estatua humana de La Rambla.
Estatua humana de La Rambla.
CEDIDA

Tras presentarse a las 11 horas de este martes en una Rambla de Santa Mònica «desierta», consiguieron que Espai Públic del distrito de Ciutat Vella se pusieran en contacto con ellos y les diera luz verde para volver a la calle, pero con la condición de comprar e instalar ellos mismos los mecanismos para asegurar dos metros de separación con el público.

Con la entrada de la capital catalana en la fase 1 de desescalada el pasado lunes 25 de mayo, este colectivo pidió volver a la normalidad, conscientes de que las hordas de turistas que inundan su escenario al aire libre cada verano no regresarán, al menos de momento. 

Se sienten avalados por el BOE

Argumentaban que las directrices que marca el Boletín Oficial del Estado (BOE) en materia de desescalada, con fecha del pasado 23 de mayo, autorizan los espectáculos al aire libre de hasta 200 personas y que estas normas deberían estar por encima de las decisiones locales.

El consistorio no permitió entonces su vuelta. Por ello, decidieron volver a convocar este martes a los medios en su lugar de trabajo para dar visibilidad a su situación, ante lo que han considerado un «olvido» por parte de las administraciones, comenzando por la municipal, durante la pandemia..

Al contrario que el pasado día 25, cuando acudieron a la zona varios agentes de la Guardia Urbana que, tras consultar con responsables del distrito de Ciutat Vella, les confirmaron que seguían sin contar con permiso para reanudar sus espectáculos, este martes recibían el visto bueno del distrito para volver a la calle, a su sitio. 

«El Ajuntament ya nos está cobrando las tasas de vía pública y es el que tiene que instalar este perímetro de seguridad con cintas especiales y con personal especializado» (Estatuas Humanas 
de La Rambla)

«El Ajuntament ya nos está cobrando las tasas de vía pública y es el que tiene que instalar este perímetro de seguridad con cintas especiales y con personal especializado», ha insistido este martes el colectivo.

Abren el camino al retorno de los pintores y los artesanos a La Rambla

Sí que se han mostrado satisfechos de que, gracias a la perseverancia de su asociación, hayan logrado «romper el hielo de la prohibición de Ada Colau a la cultura y las artes de calle» y que ya podrán comenzar a desarrollar sus actividades los pintores de la misma Rambla, los músicos callejeros o las ferias artesanales.

«El distanciamiento con vallado rompe 
la comunicación entre público y artista 
en la calle»

Y coinciden con los músicos de calle de Ciutat Vella que cuentan con licencia, algunos de los cuales les han apoyado con su presencia este martes en La Rambla, en estar frontalmente en contra de un perímetro de seguridad. «El distanciamiento con vallado rompe la comunicación entre público y artista en la calle», argumentan, y apelan «a la responsabilidad de cada persona».

Estatua humana de La Rambla.
Estatua humana de La Rambla.
CEDIDA

Insisten en percibir ayudas

Además, para ellos, estas medidas no alivian sus males y no son realistas con la poca afluencia de público en La Rambla en esta fase del desconfinamiento. Insisten en que, sin subvenciones, no podrán desarrollar su actividad. Este martes mismo, en las horas que han estado en Santa Mònica, han recaudardo tan solo «entre uno y cuatro euros» por artista.

«Solo volverán los que puedan hacer el esfuerzo económico. Regresar a La Rambla debe de ir acompañado de una subvención. No se puede separar lo uno de lo otro», ha indicado a 20minutos.es Walter San Joaquín, presidente de la Asociación República de las Estatuas Humanas de La Rambla. Son conscientes, de que el público masivo no volverá, al menos «durante lo que resta de año». 

"Pedimos al Ayuntamiento responsabilidad para rescatar el Patrimonio Cultural Inmaterial de 
La Rambla" (Walter San Joaquín, Asociación 
de Estatuas Humanas 
de La Rambla)
Mostrar comentarios

Códigos Descuento