Alba Carrillo recuerda las secuelas que sufrió tras su paso por 'Supervivientes'

La colaboradora de televisión Alba Carrillo, en 'Ya es mediodía'.
La colaboradora de televisión Alba Carrillo, en 'Ya es mediodía'.
MEDIASET

Alba Carrillo es uno de los rostros más populares de la historia de Supervivientes. La modelo estuvo cerca de llevarse en 2017 el premio de 200.000 euros por su aventura en Honduras, aunque finalmente se quedó en la segunda posición. Su larga etapa en el reality le permite ahora empatizar con los concursantes de la edición actual, tal y como ha explicado este viernes en Ya es mediodía

La tertuliana ha confesado en el espacio conducido por Sonsoles Ónega que su paso por el concurso fue una experiencia enriquecedora, aunque le dejó algunas secuelas. "Una de las cosas que más me costó fue ponerme zapatos. Como de repente estás ahí descalza, pues vestirte y calzarte lo ves raro", ha avanzado.

Tras su regreso a España, la ex de Feliciano López también sufrió problemas a la hora de dormir: "Dormía en el suelo con el cojín. De hecho, hasta cambié de colchón. Me tuve que poner uno muy duro".

La modelo ha valorado los meses que pasó en Honduras como una experiencia "mágica", aunque también ha reconocido que le daba "miedo" volver a la rutina: "El último día es una pasada, los supervivientes de este año creo que se quieren ir, pero suele ser todo lo contrario. Lo normal es que te quieras quedar y que te dé miedo regresar al día a día".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento