Los trabajos que se iniciaron hace una semana en Villanueva de la Vera (Cáceres) continúan durante estos días para tratar de localizar las dos fosas comunes en las que se encontrarían los restos de cinco mujeres de este municipio, "asesinadas brutalmente" durante la dictadura, según apuntó uno de los familiares de tres de la desaparecidas, Lucio García Tornero.

Tratan de localizar el lugar en el que fueron enterradas

Tras más de veinte años acariciando el sueño de poder dar una sepultura digna a sus familiares y de este modo "dignificar" sus vidas, ahora este verato agradece la iniciativa del juez Garzón, ya que a su parecer es "el auto del magistrado el que ha abierto todas las puertas" para que su sueño se convierta en realidad.

Así, la voz de Lucio se entrecorta al señalar el lugar donde, según los testimonios recabados por la Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica (ARMH), se hallarían, su abuela Florentina Quintana Huertas, de 62 años y sus dos tías, Ángela y Ana Tornero Quintana, de 27 y 25 respectivamente.

Estas tres mujeres estarían en la misma fosa, y otras dos vecinas de esta localidad, Úrsula Sánchez Mate de 58 y Bernarda García, de 26, se hallarían en la segunda, cuya localización exacta aún tratan de averiguar, aunque tienen "total certeza" de que ambas están en el paraje de 'Las albarizas del Tudal', a unos nueve kilómetros del municipio.

Tiroteadas por vecinos falangistas

"El 26 de septiembre los falangistas las trajeron aquí, las hicieron ponerse a recolectar carillas y desde los bordes del sembrado las tirotearon", según relató, antes de apostillar que luego "buscaron a vecinos del pueblo y les obligaron a enterrarlas".

Para Lucio, estas mujeres fueron víctimas de los que "querían sembrar el terror" ya que según apuntó eran simples jornaleras sobre las que no pesaba ninguna acusación.

CONSULTA AQUÍ MÁS NOTICIAS DE CÁCERES