Las elecciones vascas y gallegas serán el próximo 12 de julio

Feijóo y Urkullu
Feijóo y Urkullu
EFE
Urkullu y Feijóo
EFE

El presidente de la Xunta de Galicia, Alberto Nuñez Feijóo, ha confirmado este lunes que convocará las elecciones autonómicas para el próximo 12 de julio. También ha confirmado esa misma fecha para las elecciones en el País Vasco el lehendakari Iñigo Urkullu.

La convocatoria electoral se publicará en el Boletín Oficial del País Vasco este martes y en ese momento empezarán a contar los 54 días de margen legal con el que deben anunciarse las elecciones. Celebrarlas en julio era la opción preferida por el Ejecutivo autonómico, ya que así, ante un posible rebrote del coronavirus que obligase a cancelarlas de nuevo, aún quedaría la opción de hacerlas en septiembre o incluso hasta el 25 de octubre, fecha en la que acaba la legislatura, ha recordado Urkullu.

"El virus lamentablemete aún sigue existiendo. Existirá ahora, en junio, en julio, agosto, septiembre, octubre, diciembre. Seguirá existiendo y no sabemos si durante más de un año", ha afirmado, por su parte, el líder del PP gallego, Alberto Nuñez Feijóo,  en una comparecencia. "Y las elecciones tendrán lugar en la fecha que entendemos que hay mayores certezas en relación con condiciones sanitarias y jurídicas: el domingo 12 de julio".

"Mejor antes del verano que después de recibir la visita de turistas"

Feijóo ha explicado que ese es el domingo que ofrece menos incertidumbres y el más próximo antes de la llegada de las vacaciones estivales, algo especialmente importante en una comunidad en la que el 80% del turismo es español: "Mejor antes del verano que después de recibir la visita de turistas".

El líder gallego ha señalado que el PSOE gallego, Podemos y BNG rechazan la convocatoria. 

"Tengo que elegir entre lo que me recomiendan por escrito los expertos sanitarios o el rechazo de las opiniones de algunos partidos de la oposición (PSdeG, BNG y En Común). Lo más prudente es seguir las recomendaciones de los expertos sanitarios y legales", ha remarcado Feijóo, quien ha dicho que es lo más "prudente", ya que "dejar pasar el tiempo aumenta las incertezas y la inseguridad sanitaria y jurídica".

Feijóo también ha dicho que esta convocatoria está posibilitada por el último decreto del estado de alarma y ha avanzado que se ha puesto en contacto con el Gobierno central para solicitar su colaboración en esta cita electoral, como así lo recoge el texto legal aprobado en el Congreso.

Coincidencia con las vascas

Tanto el presidente gallego, Alberto Núñez, Feijóo, como el lehendakari Iñigo Urkullu habían convocado sendos consejos de Gobierno para tratar el tema de la nueva fecha de las elecciones, 

Ambas elecciones se debieron haber celebrado el pasado 5 de abril, pero fueron aplazadas por la crisis del coronavirus

Los dos Ejecutivos quieren ahora, en el escenario que plantea la desescalada, convocarlas cuanto antes, para un posible rebrote en los contagios no vuelva a complicar la cita electoral. 

En una rueda de prensa la semana pasada, Feijóo dejó entrever que se inclinaba por convocar las elecciones en julio, y que, por los plazos que marca la ley, las primeras fechas diponibles eran a mediados de mes. También quería convocarlas antes de la llegada de agosto, ante el peligro de que la llegada de turistas pudiera provocar un repunte de casos. 

La fecha más segura

Los informes sanitarios que ha reivindicado Feijóo en los últimos días avalan el 12 de julio como la fecha más segura, al ser la más próxima al principio del verano para la que puede convocar, ya que legalmente deben transcurrir 54 días entre la llamada a las urnas y la votación.

Para que se cumpla este margen temporal, el decreto electoral tendrá que publicarse a más tardar en la edición de este martes del Diario Oficial de Galicia (DOG).

Cambio de discurso

El titular de la Xunta ha pasado en pocas semanas de asegurar que las elecciones no estaban en su agenda a afirmar que era preciso buscar "la quincena más segura" para llamar a los gallegos a las urnas. Para ello, ha solicitado no solo el informe de los expertos sanitarios que asesoran a la Xunta desde que se inició la crisis del coronavirus, sino también de la Asesoría Xurídica.

El cambio en su discurso se produjo después de que el lehendakari dejase entrever su intención de convocar en julio, pero no fue inmediato --mantuvo durante días que los comicios no estaban en su agenda-- y no se concretó hasta la pasada semana.

El siguiente paso fue revelar el contenido de los informes sanitarios y apuntar que la opción más "responsable", por ser la que aconsejan los expertos, es "cuanto antes, a principios de verano", es decir, en julio: el 12 es la primera fecha posible.

De la mano de País Vasco

Desde que Feijóo admitió que buscaba la "quincena más segura" para las elecciones, los pasos del presidente gallego y del vasco Iñigo Urkullu han ido en paralelo. Incluso escucharon a los partidos el mismo día. Habían coincidido también en convocar para el 5A, aunque tanto en Euskadi como en Galicia se suspendieron los procesos a causa de la crisis sanitaria. También este lunes comparecen ambos mandatarios.

El 12 de julio será la cuarta vez consecutiva desde 2009 que gallegos y vascos acudirán de la mano a las urnas. La primera coincidencia la provocó más de diez años atrás Juan José Ibarretxe, quien se sumó a la fecha previamente elegida en Galicia por el entonces presidente autonómico, el socialista Emilio Pérez Touriño.

Ese 1 de marzo de 2009, Feijóo recuperó la Xunta para el PP y, desde entonces, secundó las dos fechas que fijaron los presidentes vascos para los comicios autonómicos: primero con el socialista Patxi López, quien decidió adelantar al 21 de octubre de 2012, y después, el 25 de septiembre de 2016, ya con Urkullu en la Lehendakaritza

Mostrar comentarios

Códigos Descuento