El Principado reincorpora este lunes a los agentes del Medio Natural ante la autorización de la caza y la pesca

El Gobierno del Principado reincorpora este lunes a los agentes del Medio Natural para que puedan ejercer de forma presencial y con plena funcionalidad las labores de vigilancia, policía y protección de los ecosistemas, con motivo de la reapertura de las actividades de caza y pesca deportiva y recreativa en la región.

El Gobierno asturiano explica, en nota de prensa, que adopta esta decisión en base a la orden publicada en el Boletín Oficial del Estado (BOE) y que levanta determinadas restricciones de ámbito nacional establecidas tras la declaración del estado de alarma.

Entre ellas, autoriza la actividad cinegética y la pesca deportiva y recreativa, "que podrán desarrollarse en todas sus modalidades en los territorios que se encuentren en la fase 1 del proceso de desescalada, siempre que se respeten las medidas de seguridad, higiene y prevención fijadas por las autoridades sanitarias".

Ante esta nueva situación, la Dirección General de Medio Natural recuerda que "la importante labor de vigilancia y custodia del territorio de los agentes debe ir acompañada del respeto a las normas y apela a la responsabilidad de quienes pescan o cazan para evitar situaciones de riesgo". También señala que "las normas para el ejercicio de la caza y la pesca son las vigentes y que no han sufrido alteración alguna".

En el caso de la pesca fluvial, la Consejería de Desarrollo Rural, Agroganadería y Pesca ha tenido que dictar una resolución para la reapertura de la actividad, ya que había sido suspendida con fecha 14 de marzo, antes de la publicación del decreto del estado de alarma. La norma levanta la suspensión para que la actividad pueda ejercerse desde las 00.00 del día 18 de mayo de 2020.

Para esta actividad, dada su especial condición en cuanto a sus artes y modalidades, la consejería ha elaborado una serie de recomendaciones básicas que se resumen en que "se seguirán en todo momento las normas publicadas en la resolución de 23 de octubre de 2019 de la Consejería de Desarrollo Rural, Agroganadería y Pesca, por la que se aprueban las normas para el ejercicio de la pesca en aguas continentales de Asturias durante la campaña 2020".

Igualmente, se indica que "quienes dispongan de un coto de pesca adjudicado deberán guardar en todo momento la distancia mínima establecida, de 25 metros para mosca y 10 metros para cebo".

"Quienes acudan a una zona de pesca libre de salmón deberán de organizarse de tal forma que mantengan siempre una distancia interpersonal de dos metros. Para la realización del sorteo, se evitará en todo momento el contacto entre las personas y será una sola de ellas la que asignará los números del mismo. Con objeto de evitar la presencia de una cantidad excesiva de personas en los puestos, se podrán asignar horarios sin la obligatoriedad de la permanencia física en la varada como requisito para respetar el derecho a la media hora de pesca", añaden desde el Principado.

Asimismo, apunta el Gobierno asturiano que "en los centros de precintaje se respetarán las distancias mínimas establecidas por el Ministerio de Sanidad y las personas dispondrán de sus propios medios de seguridad, entre los que se recomienda el uso de mascarillas. Se atenderán en todo momento las recomendaciones de las autoridades de Medio Natural.

En el caso de la caza, el Principado explica que "dado que no se había suspendido por haberse iniciado durante la vigencia del decreto de alarma, no se requiere resolución alguna para su inicio y comenzará de forma automática".

También se incorporan este lunes todos los agentes de Pesca Marítima con el objetivo de cubrir las tres zonas en que se divide la región y para cumplir con las labores de inspección en este ámbito.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento