La Policía Nacional detuvo ayer en Mallorca a cuatro personas acusadas de blanqueo de capitales.

Funcionarios de la UDYCO arrestaron a O.K.E., de 34 años, P.M.M., de 20, y al matrimonio formado por C.F.M., de 32 años, y E.C.C., de 33, como presuntos autores de un delito de blanqueo de capitales.

Las investigaciones se iniciaron hace un año, a partir de la detención de los anteriores por un delito de tráfico de drogas. O.K.E. se halla en prisión preventiva en Palma.

Podrían haber obtenido un millón de euros a partir de una empresa tapadera

Los detenidos tenían un nivel de vida muy por encima de sus posibilidades económicas, haciendo uso de una empresa de servicios como pantalla para dar una apariencia de legalidad a sus actividades delictivas.

Entre los partícipes de la sociedad se encontraba C.F.M., trabajando su esposa para la sociedad en funciones de administración.

El beneficio de sus actividades delictivas asciende a un millón de euros invertidos en propiedades y unos 120.000 euros en vehículos.

Asimismo, se ha intervenido cinco propiedades inmobiliarias y seis vehículos, de los que uno es de gama alta y que presuntamente habrían sido adquiridos con capitales procedentes de actividades ilícitas.