El agente de la Urbana de Lleida condenado por pornografía infantil no podrá reincorporarse

El agente de la Guardia Urbana de Lleida que fue condenado en junio de 2018 a un año y nueve meses de prisión por un delito de pornografía infantil no ha reingresado al cuerpo de la Guardia Urbana ni podrá hacerlo, de acuerdo con los extremos de la sentencia, que suponen una suspensión de trabajo y sueldo por 21 meses y la pérdida de puesto de trabajo, ha confirmado a Europa Press el Ayuntamiento.
Comisaría del a Guardia Urbana de Lleida.
Comisaría del a Guardia Urbana de Lleida.
EUROPA PRESS - Archivo

La Guardia Urbana incoó un expediente administrativo a raíz de este caso, en el que el instructor concluyó que el tipo de delito por el que había sido condenado el agente le incapacita para ejercer la profesión de policía, ha avanzado este jueves el 'Segre'.

La Policía Nacional detuvo en 2015 al agente de la Guardia Urbana, que estaba de baja de larga duración, por intercambiar material de pornografía infantil de extrema dureza a través de redes en Internet.

Durante el registro domiciliario, los agentes constataron que su ordenador estaba en esos momentos en pleno proceso de descarga de 17 archivos de video mediante una conocida aplicación de descarga e intercambio de archivos en Internet, todos ellos de connotación sexual y protagonizados por menores de edad.

Las investigaciones se iniciaron a instancias de una ONG norteamericana que canaliza las denuncias ciudadanas y alertas de los propios proveedores de Internet sobre diversos canales de intercambio de archivos, redes y otros medios utilizados para distribuir y descargar material pedófilo en la red.

El rastreo de la descarga de veintiséis archivos de pornografía infantil permitieron la identificación del usuario de la cuenta desde la que se compartían estos archivos, con fotografías y vídeos sexuales explícitos protagonizados por menores.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento