La Policía reforzará el control en los paseos familiares

  • El número de multas del domingo fue similar al de días anteriores pese a las aglomeraciones en las calles y parques.
  • "El domingo era un día de prueba porque había mucha desinformación, pero aún seguimos en esta fase de tránsito".
Los niños salen a la calle por segundo día consecutivo.
Los niños salen a la calle por segundo día consecutivo.
Jorge París

Las fuerzas de seguridad aumentarán los controles "en los lugares donde sea pertinente". El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, ha anunciado este lunes la decisión tras evaluar los resultados del primer experimento de desescalada: los paseos infantiles de la mano de sus progenitores. Pese a que "el 99% de los padres fueron absolutamente responsables", hubo un 1% "absolutamente insolidario" que puso en peligro "a sus hijos y a la sociedad", advierte el ministro. 

De ahí que los agentes "seguirán atentos", especialmente con aquellas "familias completas que pasean juntas, los grupos de niños que juegan juntos o padres que charlan entre ellos", como ya sucedió en la jornada del domingo.

No obstante, las sanciones por saltarse las normas de salida de menores de 14 años –una vez al día, una hora, acompañados por un adulto y a máximo un kilómetro de su casa– fueron anecdóticas. Según indicó el ministro del Interior, las fuerzas de seguridad tramitaron 17.515 propuestas de sanción y detuvieron a 157 personas el domingo –primer día en el que los niños salieron a pasear– lo que supone una cifra similar a la de jornadas anteriores. Incluso, en Madrid la cifra fue menor: el domingo solo hubo 748 sanciones por parte de la Policía Municipal, frente a las 789 del viernes y las 958 del sábado.

¿Por qué bajó el número de denuncias? "Porque los policías estábamos pendientes de informar en lugar de vigilar otras situaciones, como desplazamientos de vehículos u otros casos prohibidos", explica a 20minutos el oficial de Policía Municipal, Carlos Lozano. 

En este sentido, pese al aluvión de niños que colmaron las calles madrileñas, se confirma la ya anunciada estrategia de la Policía en todo el territorio español: informar en lugar de sancionar...y hacer la vista gorda. "El domingo era un día de prueba porque había mucha desinformación, pero aún seguimos en esta fase de tránsito", dice el agente, quien confía en que "cada vez haya menos incidencias porque la gente será más conocedora de la norma".

Lozano resalta la responsabilidad de los madrileños y lo contrapone con otras comunidades donde han mantenido abiertos parques y playas. Es el caso de Valencia, donde han circulado imágenes de padres y niños saltándose la distancia de seguridad. Las críticas ciudadanas llegaron hasta la Comisión de Seguimiento de la evolución del coronavirus en la ciudad. 

No obstante la reunión concluyó a favor de dejar abiertos estos espacios. "El informe policial nos dice que el comportamiento de los valencianos fue correcto, de respeto a las normas, y ello ha supuesto que la decisión sea mantener abiertos los parques toda la semana", ha anunciado el alcalde de Valencia, Joan Ribó.

Aun así, el Ayuntamiento advierte de un refuerzo de la vigilancia policial en la zona del río (especialmente de los tramos 9 al 12) y otras plazas y calles de la vía pública en las que el domingo se observaron algunas infracciones en las normas de seguridad establecidas por el estado de alarma a raíz de la Covid-19.

El refuerzo policial que promete el Gobierno es un trabajo muy complicado a ojos de las autoridades catalanas, cuya Policía levantó un total de 1.900 actas de denuncia relacionadas con incumplimientos del confinamiento durante el domingo. "Es difícil para los agentes comprobar cuánto tiempo lleva una persona en la calle" en un momento en que los niños pueden salir todo el día, asegura el conseller de Interior de la Generalitat, Miquel Buch.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento