¿Cómo impedir que las bacterias peligrosas lleguen a nuestros alimentos?

Es muy importante cocinar bien el pollo para eliminar las bacterias y por eso el microondas no es buena opción. Ni calienta de forma uniforme ni cocina totalmente.
Es muy importante cocinar bien los alimentos.
Pixabay/RitaE

La declaración del estado de alarma en España como consecuencia del coronavirus y las medidas de prevención basadas en el confinamiento de los ciudadanos han hecho que muchos de ellos opten por pasar más tiempo en la cocina, innovando en la preparación de nuevos platos, más elaborados e, incluso, utilizando nuevos alimentos.

Este hecho hace que sea fundamental la higiene en la cocina, tanto al conservar los alimentos, como a la hora de cocinar. Por ello, conviene conocer una serie de pautas que ofrece la Organización de Consumidores y Usuariospara evitar las bacterias en los alimentos.

¿Cómo evitar que las bacterias lleguen a los alimentos?

Las diez recomendaciones de la OCU giran entorno a la higiene personal, para una mayor seguridad a la hora de manipular los alimentos, así como una buena manipulación de los mismos, con el objetivo de evitar que las bacterias peligrosas invadan los platos cocinados.

  1. Extremar la higiene personal. Es necesario lavase las manos con frecuencia y de forma correcta, sin escatimar en el número de veces y el tiempo recomendado. 
  2. Hay que evitar cocinar con joyas, relojes o anillos, ya que pueden ser un foco de suciedad y microorganismos. 
  3. Es fundamental evitar la presencia de los animales domésticos en la cocina.
  4. Las superficies, materiales y utensilios que se vayan a utilizar para cocinar y que estén en contacto con los alimentos deben estar limpias. 
  5. Para acabar con las posibles bacterias que puedan estar presentes en los alimentos es recomendable cocinarlos bien, a temperatura de 65ºC durante dos minutos. Hay que tener especial cuidado con los alimentos congelados. 
  6. No hay que dejar la comida a temperatura ambiente para que se enfríe, sino que hay que meterla cuanto antes en la nevera.
  7. Los alimentos ya cocinados o crudos hay que almacenarlos bien tapados y protegidos. 
  8. Hay que evitar la contaminación cruzada, es decir, no utilizar utensilios que hayan estado en contacto con alimentos crudos para manipular alimentos ya cocinados sin haberlos lavado antes. 
  9. Hay que recalentar solamente la parte de los alimentos cocinados que se vayan a consumir. 
  10. Cuando se hace la compra, hay que coger al final los alimentos refrigerados o congelados. 

La OCU también recuerda que, aunque las bacterias mueren con el calor, algunas toxinas que producen son resistentes al tratamiento térmico. Por tanto, es necesario evitar que las materias primas con las que vas a preparar tu plato se contaminen.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento