La Audiencia Provincial de Jaén ha ratificado la pena de un año de prisión impuesta a un hombre por robar varios peluches de una máquina expendedora valorados en total en más de cien euros.

La sentencia especifica que todo sucedió una tarde de septiembre de hace dos años, cuando Juan María C.S. acudió a un bar ubicado en la avenida del Parador de Bailén (Jaén) guiado por un "ilícito ánimo de lucro". Una vez allí, fracturó el cristal de la máquina expendedora de peluches y se apoderó de varios muñecos, que han sido tasados en 116 euros.

Lo consideró un hurto

Por estos hechos, el juzgado de lo Penal número tres de Jaén le condenó por un delito de robo con fuerza en las cosas a un año de prisión, fallo que el condenado recurrió alegando error en la apreciación de la prueba al entender que únicamente puede ser condenado por una falta de hurto a cuatro días de localización permanente.

Sin embargo, la Audiencia fundamenta que su recurso no puede prosperar pues el condenado utilizó fuerza para apoderarse de los peluches, rompiendo el cristal de la máquina, de ahí que no tenga duda alguna de que esta acción se encuadra en un delito de robo.

CONSULTA AQUÍ MÁS NOTICIAS DE JAÉN