Agentes del Cuerpo Nacional de Policía han desarticulado esta madrugada, en Pamplona y Valencia, un comando de ETA con la detención de cuatro personas, presuntos miembros de un grupo de apoyo a la banda terrrorista.

Tres de los arrestados son miembros "legales" (no fichados) de la banda, mientras que otro pertenecería al comando Urbasa.

Tres de los detenidos han sido capturados en Pamplona, mientras que una mujer ha sido arrestada en Valencia.

La Policía registra en estos momentos siete viviendas y locales donde se espera encontrar armas y explosivos.

Dos de las detenciones practicadas en Pamplona fueron llevadas a cabo en el casco viejo y una tercera en el barrio de Chantrea.

Dos de los detenidos en la capital navarra responden a las iniciales X.R.U. y A.S.C. Éste último ya había sido apresado anteriormente acusado de formar parte del comando Urbasa, pero se encontraba en libertad.

La operación comenzó a las 3.00 horas y sigue abierta.

El comando Urbasa fue constituido en Pamplona el año 2000, con el objetivo de obtener información sobre objetivos de la banda.

El último comando etarra desarticulado por la Policía fue el Vizcaya el pasado mes de julio.

CONSULTE AQUÍ MÁS NOTICIAS DE PAMPLONA