De Rosalía a Sofía Suescún o Diego Matamoros: el coronavirus desnuda a los famosos

  • Repasamos las cuentas de Instagram de las 'celebrities', que han enfrentado la cuarentena con lo puesto... o no.
La colaboradora Sofía Suescún, en febrero de 2020.
La colaboradora Sofía Suescún, en febrero de 2020.
Diego Puerta / Gtres

Hay muchos modelos que se están poniendo de moda durante la cuarentena por el coronavirus: está el look limpieza a fondo, que consta de un chándal viejo; el modelito tarde de sofá, compuesto por la parte superior de un pijama y la parte inferior de un pijama, pero de un pijama distinto (el otro se está lavando); o el estilo famoso, que, visto lo visto, es ir desnudos por la casa.

Desnudos integrales, top less, boca arriba o boca abajo, presumiendo de figura, en la ducha, en el salón, en la cama, celebrities de muy diversa índole han mostrado sus encantos de como su madre les trajo al mundo sin ningún tipo de pudor. O quizá sí. Los repasamos en esta lista.

Del Universo Televisivo de Mediaset muchos y muchas han sido quienes han caído en la necesidad de lanzarse a sus cuentas a publicar el último nude que tantas horas de estar por casa aislados han hecho que se tomen, a veces incluso como una excusa para ponerse pintones y guapas y otras, también, incluso con polémica.

Gloria Camila Ortega ha sido una de las últimas, en el baño de su casa, mirada seductora y con pantalón de pijama rosa, mostraba algunos de sus tatuajes (costillas y brazos), así como algunas semanas antes había subido otra, esta vez sin nada de nada...

Otro que decidió que como nadie iba a estar observando mejor era lanzarse al por mayor fue Diego Matamoros. El hijo de Kiko Matamoros escribió un "Ahora más que nunca quédate en casa" justo después de anunciar que padecía Covid-19, el cual ya ha superado.

El goteo ha sido incesante y, por supuesto, muchas de las colaboradoras más jóvenes de los diversos programas de Telecinco no han podido resistirse y se han unido a la fiesta, como Oriana Marzoli, que se consideraba a ella misma muy honesta a tenor de su pie de foto.

"A la mentirale gusta ir vestida, la verdad prefiere ir desnuda", aseguraba la colaboradora, mientras que otras, como Ylenia Padilla, preferían usar su libertad para reivindicar el feminismo ("Soy femenina [...]. Soy salvaje [...]. Soy feminista para seguir rompiendo barreras", afirma) o, como Violeta Mangriñán, son más de "desaparecer" entre las sábanas justo antes del estado de alarma.

Las hay también que han rescatado fotografías del pasado para recordar otros tiempos mejores, como ha sido el caso de la "libertad" que buscaba Adara Molinero con su espectacular imagen en tacones solamente, desafiante, en blanco y negro y en una postura que realza todos sus atributos pero, por supuesto, sus largas piernas.

También, pero de otra forma, Tamara Gorro, que tan mal lo ha pasado en los últimos meses y no solo por el coronavirus, pensó que sus seguidores la ayudarían a sonreír haciendo un antes y después con el embarazo de hace tres años, cuando ella se veía "preciosa".

La presentadora Nagore Robles aprovechó para lanzar un hermoso mensaje de superación: "Tiempo de contrariedades y descubrimientos. Tan ligera y sin embargo siento más peso que nunca. Hay días duros que también sirven para aprender y reubicarse, así que son necesarios y terminan siempre a las doce. Mi brújula se dispara pero sigo sin perder el norte".

La ducha ha sido otro de los lugares favoritos para estos selfis de amor propio que han subido la temperatura a más de un o una fan. Y si no que se lo digan al 1.200.000 de seguidores que tiene Sofía Suescún, porque cuando han visto su mirada por encima del hombro mientras el agua le corre por la espalda han tenido que abanicarse (y encima ya poco después, pizza en sujetador, es que...).

Pero la que se está convirtiendo en auténtica reina es Anabel Pantoja, que casi no hay semana que no esté más que contenta con su cuerpo y lo mismo lo muestra en la ducha (con pezón a la vista), que ya no se esconde, como este domingo, y desnuda completamente frente al cristal celebra su millón de seguidores.

Y de la ducha, directamente, a la piscina, como Patricia Steisy, que lleva varios desnudos pero nos quedamos con esta sesión en la que asegura, dentro del agua, que tenía ganas de remojarse.

En el mundo de las influencers, por supuesto, sobresale Dulceida, que ni corta ni perezosa alzó sus piernas por encima de la cama, dejando entrever el tatuaje que tiene en la cadera, y copió la imagen que recientemente había subido Cristina Pedroche.

Y por si había que aligerar la temperatura, llegó Jon Kortajerena y les pidió a sus seguidores que se asegurasen de llevar ropa interior bonita durante el confinamiento... llevándola él mismo... y mostrándola en todo su esplendor.

Más de un resoplido se escuchó en España, casi igual que cuando Andrés Velencoso enseñó más de la cuenta (los genitales, para ser francos) en una de sus últimos fotos antes del estado de alarma.

El mundo de la música también ha querido poner su granito de arena en esto de los desnudos y comenzó por el ya célebre topless de Rosalía para promocionar su última canción, Dolerme, que acumuló casi 2.400.000 likes, siendo la que más corazones ha conseguido de esta lista.

También otra cantante querida mundialmente (al menos desde su paso por los Oscar) quiso enfrentar el coronavirus con sus propias armas. Gisela quiso desear un gran día a sus fans y no encontró mejor forma y, sospechamos, sus seguidores tampoco la hubieran encontrado.

Por último llegamos al séptimo arte, puesto que varios han sido los rostros que han querido alegrar la vista de medio mundo... y reivindicar lo suyo. Por un lado, el pelo. Donde sea y donde nazca. Y si no, que se lo digan al actor de Élite Omar Ayuso, al que solo le hizo falta insinuar para dar sudores fríos.

También reivindicación de los cuerpos... y del arte. Ahí está Itziar Castro, que encontró en esta cuarentena el momento perfecto para desnudarse como musa de Fernando Botero y emular su cuadro Mujer en el baño.

Y Miguel Ángel Silvestre, quién si no, para acabar esta selección con un remojón en blanco y negro, sentado, sonriente y, sí, desnudo totalmente, aunque tapándose porque una cosa es una cuarentena y otra el fin del mundo. Que él mismo lo dice: "Pasa la vida...".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento