Mercasevilla, el mayor mercado de la alimentación del sur del país

  • Por sus 32 hectáreas pasan al año más de 394.000 toneladas de mercancías.
  • Abastece a Sevilla, Huelva, Cádiz, Badajoz y el sur de Portugal.
  • En sus instalaciones trabajan unas 5.000 personas.
  • CONSULTA AQUÍ MÁS NOTICIAS DE SEVILLA
Dos trabajadores de la nave del mercado central de pescado de Mercasevilla.
Dos trabajadores de la nave del mercado central de pescado de Mercasevilla.
C. E.

Salvador se levanta todos los días a las 3 h y no es el único. A la misma hora, suena el despertador de Marcus Thiell (alemán de nacimiento y afincado en Sevilla hace siete años). Aún de noche, cuando a la mayoría le queda un par de horas, mínimo, de sueño, comienzan su trabajo en Mercasevilla.

La mercancía comienza a llegar desde las 21 h. A partir de las 23 h, los transportes son continuos. A las 4 h, el mercado de central es un hervidero de camiones y furgonetas: los ciudadanos tienen que llenar su nevera sin problemas en las tiendas de su barrio cuando despierten.

Mercasevilla es el gran mercado de la alimentación del sur de España. Abastece al 100% las necesidades de la población sevillana y la de parte de Huelva, Cádiz, Badajoz y del sur de Portugal.

Por sus 32 hectáreas pasan al año más de 394.000 toneladas de frutas de África y Suramérica, pescado de distintos puntos, hortalizas de la provincia y Europa... El año pasado facturó más de 530 millones de euros.

Gran actividad

En el barranco del pescado, que vende cada día unos 200.000 kilos de pescado y marisco (acedías, lenguados, pez espada, merluza, almejas...) la actividad es frenética sobre las 4.30 h, y eso que los días fuertes son la madrugada del martes y la del viernes.

Mientras, en el mercado central de fruta y verdura, se respira más tranquilidad. Setas, melones, piñas, espárragos, diversos tipos de lechugas, manzanas y peras se mezclan en el mismo espacio donde se abastecen fruterías y pequeños comercios.

Antes, lo normal era que entre las 7 y las 8 h se hubiese vendido todo, pero ahora los puestos siguen llenos"

Ahí es donde Salvador Perales tiene su almacén de distribución. Su empresa la montó su padre en 1948. "Con 14 años vine a sustituir a un trabajador de mi padre y me quedé", recuerda. El trabajo es "duro", comenta, "pero te habitúas". No obstante, sus hijos "han tomado otro rumbo profesional".

Mientras, los grandes almacenes acuden a empresas como Dole, Evaristo Ramos o Nufri, que ofrecen productos de medio mundo. Por sus grandes cámaras pueden llegar a pasar entre seis y siete millones de kilos de productos al año.

La crisis económica está presente en las conversaciones. "Antes, los normal era que entre las 7 y las 8 h, se hubiese vendido todo, pero ahora los puestos aún siguen llenos", afirman los trabajadores.

Entre hombres

Una cosa llama la atención al visitar las instalaciones: la inmensa mayoría de los empleados son hombres. Son pocas las mujeres que trabajan en Mercasevilla.

Lola Contreras. Comercial, 33 años.

Está en un mundo de hombres...

Somos pocas mujeres, porque esto ha sido tradicionalmente como el mundo de los toros: de hombres.

¿Y cómo es el ambiente de trabajo?

Llevo aquí seis meses y me han aceptado muy bien.

¿A qué hora suena el reloj todos los días?

A las 3 h.

¿No afecta este horario a la vida familiar?

No tiene por qué. Se puede tener pareja. Aquí hay muchos casados y con hijos. Se puede llevar el trabajo.

CONSULTA AQUÍ MÁS NOTICIAS DE SEVILLA

Mostrar comentarios

Códigos Descuento