A qué paraísos naturales queremos viajar cuando pase la crisis del coronavirus

  • Siete paisajes solitarios e impactantes a los que viajar cuando se supere la pandemia.
El Parque Nacional de Plitvice lo componen 16 lagos.
El Parque Nacional de Plitvice lo componen 16 lagos.
FLICKR/29cm

La crisis provocada por la pandemia del coronavirus pasará y entonces será el momento de recuperar el tiempo perdido y volver a viajar libremente. El buscador de vuelos y hoteles Jetcost ha preguntado a sus usuarios europeos dónde querrían viajar cuando pase todo.

Hay muchos que están deseando volver a visitar las calles animadas de las grandes ciudades europeas (18%), otros a tomar el sol y el aire en cualquier playa (35%), y algunos, incluso, no les importa el destino con tal de tener un hotel todo incluido en el que no tener limitaciones de comida y bebida (10%).

Pero hay un considerable número, en torno al 27%, que siente el deseo de encontrar espacios libres, naturaleza en estado puro, horizontes abiertos que les hagan olvidar las paredes de sus casas. A estos últimos, el buscador les ha preguntado cuales serían sus lugares libres y naturales más bellos de Europa que estuvieran deseando visitar. Aunque en la lista hay algunos en la Península Ibérica, nos quedamos aquí con el resto.

Lagos de Plitvice (Croacia)

Cuenta la leyenda que los Lagos de Plitvice se formaron después de una tremenda sequía, gracias a la misericordia de la Reina Negra. Hoy, Plitvice es ante todo un frondoso bosque de hayas, abetos y pinos surcado por lagos, manantiales y cascadas de tonalidades verdes y azules.

El parque nacional está formado por 16 lagos situados a diferente altura y conectados a través de cascadas y saltos de agua que adquiere un sorprendente rango de colores azules y verdes dependiendo de la composición del agua y del reflejo de la luz en cada momento.

El Etna (Sicilia, Italia)

El volcán Etna escupe lava durante una erupción, en Sicilia, Italia. El monte Etna es el volcán más alto y activo de Europa.
El Etna es el volcán más alto y activo de Europa.
Davide Caudullo / EFE

Siglos y siglos de erupciones han modificado el paisaje circundante, transformando la flora y la fauna mediterránea típica de Sicilia en un evocador ambiente casi lunar que ha dado lugar al Parque Natural del Etna, que tanto el parque como el mismo volcán se pueden visitar gracias a numerosos senderos naturales, abiertos a todos.

Un paisaje vasto y variado que va desde la franja costera que se asoma a las aguas del Jonio, hasta los vastos campos sembrados de cítricos y viñedos, desde los densos bosques de castaños y robles hasta la naturaleza más yerma y casi lunar a medida que nos acercamos a la cima del Etna. Desde allí se disfruta de un espectacular panorama de Sicilia, hasta la isla de Malta.

La Suiza sajona (Alemania y República Checa)

Tiene nombre suizo, pero está en la frontera entre Alemania y Chequia. Junto a la orilla del río Elba, entre imponentes mesetas y retorcidas formaciones rocosas, el Parque Nacional de Suiza Sajona ofrece unas vistas espectaculares y, al parecer, uno de los amaneceres más bellos de Europa.

Aunque las escarpadas rocas se muestran como un reto y, de hecho, éste es uno de los paraísos de los escaladores de todos los niveles, con 1.106 cumbres de arenisca expuestas a las inclemencias, en realidad los pocos visitantes del lugar se dedican al senderismo, incluso muchas sendas en la región del parque nacional son transitables para visitantes con movilidad reducida.

Vatnajökull (Islandia)

<p>Están situadas en Islandia, en el que es el mayor glaciar de Europa. Son peligrosas debido a que los glaciares están en constante movimiento.</p>
Están situadas en Islandia, en el que es el mayor glaciar de Europa. 
Wikipedia

Una rara combinación de ríos, hielo glacial y actividad volcánica y geotérmica dieron lugar al Parque Nacional Vatnajökull que ocupa el 14% de Islandia: 14.100 kilómetros cuadrados, dando lugar a una riqueza asombrosa de paisajes y algunos de los mayores tesoros naturales de Islandia. Es el glaciar más grande de Europa.

El acceso a las tierras bajas y al norte del parque es sencillo. Las cosas se complican más al acceder a las zonas glaciares y de las tierras altas. De entre toda la variedad de paisajes y formaciones destacan por encima del resto: las lagunas y las cuevas glaciares. Entre las lagunas, la más famosa es Jökulsárlón, en la que se pueden observar los icebergs flotantes que se van desprendiendo de la lengua glaciar.

Triglav (Eslovenia)

Es el único parque nacional de Eslovenia y aún está poco explorado por el turismo, lo que lleva a imaginarse una naturaleza salvaje e intacta. Cuenta con muchas rutas de senderismo y escalada. Entre las enormes montañas, se pueden encontrar pequeños pueblos y hotelitos preparados para estos excursionistas.

La principal atracción es el monte Triglav, de 2.864 metros de altura y conocido entre los eslovacos como «el monte de tres cabezas» y entre los italianos (el parque está en la frontera con Italia) como el monte tricornio. Las lujosas vistas desde los picos y los verdes valles alpinos, los arroyos que murmullan, los lagos en los que se refleja el cielo azul y la fauna y flora diversificadas.

Dolomitas (Italia)

Una imagen de las Dolomitas.
Una imagen de las Dolomitas.
ARCHIVO

Le Corbusier, uno de los más famosos arquitectos del siglo XX, los definió “la más bella obra arquitectónica del mundo”. De hecho, las Dolomitas ofrecen un panorama magnífico: montañas hechas de muros de roca, glaciares, sistemas kársticos, picachos altísimos, torres y pináculos.

Son montañas esculpidas en la dolomía, una roca caliza riquísima en mineral dolomita, presente en esta cadena montañosa y que dona a las montañas un tono particular que al amanecer y sobre todo al ponerse el sol, asume un color que va del rosado al rojo fuego. El fenómeno se explica porque hace 250 millones de años, estas montañas eran una acumulación de conchas, corales y algas sumergidas en el mar.

Capadocia (Turquía)

'Chimeneas de Hadas' en Capadocia (Turquía).
'Chimeneas de Hadas' en Capadocia (Turquía).

Sobrevolar Capadocia en globo es viajar a otro mundo. Concretamente a uno en el que siglos de erosión han creado valles rodeados de chimeneas con formas imposibles. En esta zona de Turquía, uno de los territorios más famosos es el Parque Nacional de Göreme, que esconde casas e iglesias excavadas en la roca.

La gente local llama a estas singulares formaciones rocosas chimeneas de hadas, un nombre, que ha perdurado a lo largo de los años. Si la naturaleza fue el primer artista que decoró esta zona, los habitantes de Anatolia, a través de los siglos, han sido los que excavaron las rocas y construyeron viviendas, iglesias y más de 250 ciudades subterráneas.

Distrito de los Lagos en Cumbria (Inglaterra)

Patrimonio de la Humanidad por la Unesco, el Parque Nacional de Lake District es el más grande del Reino Unido y hogar de la montaña más alta de Inglaterra, Scafell Pike. Hay 21 grandes lagos en el Lake District. El mayor de ellos es el lago Ullswater, que es también el más grande de Inglaterra.

La región del Lake District es un auténtico compendio de lo mejor y más espectacular del countryside británico. Visitar este conjunto de lagos insertados entre verdes montañas es como viajar al siglo XIX: se puede pasear por tranquilos pueblos ganaderos, cruzarse con alguna que otra oveja por los caminos y disfrutar de la atmósfera romántica que envuelve estos valles.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento