"Los sectores de la cadena alimentaria deben ser considerados críticos, pero el abastecimiento se puede garantizar"

Estos héroes anónimos acumulan ya "horas extras", pero encantados y sin quejas, a pesar de ser conscientes de que su exposición es un riesgo para sus familias. Todos tienen hijos pequeños, nietos o conviven con familiares mayores, en algunos casos con salud precaria.
Una trabajadora de un supermercado repone alimentos.

Uno de los sectores que mejor ha respondido al enorme desafío originado por la crisis del coronavirus ha sido el la cadena de la alimentación. Tanto en los días de aglomeraciones masivas y el acaparamiento de todo tipo de productos en los supermercados por temor al Covid-19 como durante todo el estado de alarma el suministro de alimentos ha estado garantizado.

José María Bonmatí es el presidente de AECOC, la Asociación de Fabricantes y Distribuidores, una de las mayores asociaciones empresariales de España. No en vano, representa los intereses de 4,5 millones de trabajadores, el 20% del PIB y más de 30.000 empresas.

En estos momentos, ¿la cadena de suministro debe ser considerado un sector crítico como el sanitario por su exposición al coronavirus?

En un momento tan complejo como el actual, toda la cadena de valor está demostrando ser vital para garantizar la provisión de alimentos y productos de primera necesidad a la población, por lo que consideramos que, sin duda, todo el conjunto de la cadena de abastecimiento del gran consumo -sector primario, Industria, distribución, transporte- y también su industria auxiliar -packaging, mantenimiento, limpieza, materias primas…- deben ser considerados sectores críticos en la actual coyuntura de pandemia de coronavirus.

José María Bonmatí, presidente de AECOC.
José María Bonmatí, presidente de la Asociación de Fabricantes y Distribuidores (AECOC).
Cedida por AECOC

¿El Covid-19 puede poner en riesgo la cadena de suministros o el abastecimiento de productos está asegurado? ¿Hay muchos trabajadores infectados en áreas como logística, transporte o personal de los supermercados?

Desde el inicio de esta crisis, y gracias al esfuerzo de todo el conjunto de la cadena, el abastecimiento de productos de gran consumo se ha podido garantizar, incluso en los momentos en que el miedo y la incertidumbre han supuesto importantes cambios de comportamiento por parte del consumidor. 

Los supermercados fueron capaces de reponer los lineales en 24 horas incluso cuando se produjeron roturas de stock por el miedo al coronavirus

En esas situaciones en las que puntualmente se produjeron roturas de stock en ciertos productos, las empresas fueron capaces de reponer los lineales en 24h.

Por lo que respecta a las medidas de protección tomadas, todos los eslabones de la cadena -la distribución, la industria, el transporte y el sector primario- han cumplido escrupulosamente las recomendaciones de las autoridades sanitarias para preservar la salud de sus empleados y de los consumidores, haciendo es ésta su principal prioridad. 

Los supermercados han tomado medidas de seguridad como la limitación de aforo, la reducción de horarios, la distancia entre personas o la utilización de EPIs

Con ese objetivo, han incorporado medidas como la limitación del aforo, la señalización de la distancia mínima que debe haber entre personas, la utilización de EPIs por parte de los trabajadores, o la rotación de personal y reducción de los horarios comerciales para reducir el riesgo y también disponer de mayor tiempo para las labores de limpieza y desinfección de establecimientos, almacenes, etcétera.

Clientes de un supermercado respetando la distancia de seguridad
Clientes de un supermercado respetando la distancia de seguridad
Alcampo

¿Existe peligro de subida de precios en el sector de la alimentación durante la pandemia?

El sector alimentario está demostrando, una vez más, que es sumamente eficiente y responsable, habiendo asumido su rol de garantizar el abastecimiento y, por tanto, en un momento como éste en el que están asumiendo importantes sobrecostes (alrededor de un 20%) en medidas de seguridad, logística y transporte, personal… con el consiguiente recorte de márgenes tampoco es previsible que haya una repercusión en los precios al consumidor.

No es previsible que se repercutan los precios de los alimentos al consumidor, pese al recorte de márgenes

Con las medidas decretadas por el Gobierno, ¿las empresas van a tener liquidez suficiente para garantizar su viabilidad?

Desde AECOC hemos insistido al Gobierno en que cualquier medida que se tome debe ir dirigida a preservar la liquidez de las empresas porque ahí es donde se juegan el mantenimiento del empleo e incluso la continuidad del negocio. 

En ese sentido, aunque acogimos con satisfacción el primer anuncio de ayudas económicas, la reciente aprobación del permiso retribuido recuperable y el mantenimiento de los plazos de pago de los impuestos por parte de las empresas repercute muy negativamente en la liquidez. Se trata, por tanto, de una medida que va poner muy difícil a muchas empresas, en especial a las de menor tamaño, poder afrontar los pagos e incluso continuar con sus negocios.

¿La hostelería o el comercio van a ser de los sectores más castigados?

Efectivamente la hostelería y el comercio no alimentario son dos de los sectores más afectados por la crisis del COVID-19 y, por ello, desde AECOC, al igual que otras organizaciones, hemos solicitado ayudas económicas especiales para ellos. 

No hay que olvidar que la hostelería - con 1,7 millones de trabajadores y un peso del 6,2% sobre el PIB nacional- es un importante motor económico y de empleo y que el comercio no alimentario, que ha tenido que echar el cierre al completo, está formado por buen número de pequeñas y medianas empresas que van a tener serias dificultades para poder, en primer lugar, mantenerse y, en segundo, recuperarse, si es que pueden continuar con sus negocios.

Tarjeta crédio ecommerce compra online
Tarjeta crédio ecommerce compra online

¿Está creciendo mucho el ecommerce en España a causa del confinamiento?

El confinamiento de los consumidores ha provocado un crecimiento repentino de la compra online de productos de gran consumo. Hay que pensar que el peso del online sobre este tipo de artículos estaba por debajo del 2% y que efectivamente se ha disparado de un día para otro. 

Esto ha provocado que los distribuidores hayan tenido ciertas dificultades para poder atender ese incremento repentino de demanda y que estén multiplicando sus esfuerzos para poder darle respuesta. .

La cuestión es qué evolución va a tener el comercio online después del confinamiento. Hay muchos consumidores que antes nunca habían hecho sus compras por Internet y que ahora, por las circunstancias actuales, han dado el paso pero hay que ver si ese cambio de la tienda física al online se mantiene o no con la vuelta a la normalidad.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento