¿Quién debe presentar la declaración de la Renta 2019-2020?

No todos los trabajadores están obligados a presentar la declaración de la renta al Ministerio de Hacienda.
No todos los trabajadores están obligados a presentar la declaración de la renta.

Este miércoles 1 de abril comienza la campaña para la presentación de la Declaración de la Renta 2019-2020, por lo que conviene saber quiénes son aquellos que están obligados a declarar. 

La Agencia Tributaria establece que tendrán que hacer la declaración, de forma obligatoria, todos aquellos contribuyentes que hayan obtenido durante el ejercicio rentas superiores a las cuantías establecidas para cada clase. 

También apunta a aquellos contribuyentes que tengan derecho a aplicar el régimen transitorio por alguna de las deducciones que tienen que ver con la inversión en vivienda habitual, con la deducción por doble imposición internacional, o bien hayan realizado aportaciones a patrimonios protegidos de las personas con discapacidad o planes de pensiones, entre otros. 

¿Quiénes tendrán que declarar?

Sin embargo, esta clasificación es muy general, por lo que es más fácil consultar los mínimos establecidos para tener o no que hacer la declaración. Estos mínimos establecen que, mientras no se superen, los contribuyentes quedan exentos de realizar la declaración.  

Aún así, la Agencia Tributaria ofrece una serie de ejemplos de contribuyentes que sí tienen que declarar. En primer lugar, aquellos que hayan recibido rendimientos del trabajo, de un solo pagador, superiores a 22.000 euros anuales.

También aquellos que hayan recibido rendimientos del trabajo superiores a 14.000 euros cuando procedan de más de un pagador, si la suma de las cantidades del segundo y restantes pagadores (orden de cuantía) supera los 1.500 euros anuales.

Otro ejemplo lo constituyen aquellos contribuyentes titulares de actividades económicas, incluidas las agrícolas y ganaderas, siempre que los rendimientos íntegros junto con los del trabajo y del capital, así como el de las ganancias patrimoniales sea superior a 1.000 euros anuales.

Los contribuyentes que hayan obtenido pérdidas patrimoniales en cuantía igual o superior a 500 euros anuales.

Los contribuyentes titulares de inmuebles arrendados cuyos rendimientos (o junto con los rendimientos del trabajo, del capital mobiliario, de actividades económicas y ganancias patrimoniales) excedan de 1.000 euros anuales.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento