Levadura fresca, seca o nutricional: ¿para qué se usa cada una?

Uno de los grandes placeres en la mesa es disfrutar de un pan delicioso.
Uno de los grandes placeres en la mesa es disfrutar de un pan delicioso.
Unsplash

La levadura está compuesta por hongos microscópicos que producen enzimas capaces de provocar la aparición de gases y que se produzca la fermentación para que nuestros alimentos crezcan y se vuelvan esponjosos

La mayoría de los usos de la levadura se dan en la repostería, para recetas de bizcochos o postres, pero también se puede utilizar para otro tipo de alimentos en general. Actualmente se comercializa bajo diferentes formas y sus técnicas para producirla han evolucionado de forma constante.

En este sentido, puede que te preguntes qué levadura es adecuada, dependiendo de su uso, y qué tipos hay.

Levadura fresca

Este tipo de levadura, también denominada levadura prensada, la puedes encontrar en cualquier supermercado y se denomina fresca porque necesita estar en un espacio fresco y refrigerado (como la nevera) para su conservación. 

La levadura fresca es muy recomendable para la preparación de recetas con algún tipo de masa como el pan o las pizzas, ya que aporta consistencia y se puede mezclar de forma fácil y sencilla. Mejora las texturas y le otorga un sabor especial a la masa.

Levadura seca en polvo

La principal ventaja de este tipo de levadura con respecto a la fresca es la conservación, ya que la levadura seca en polvo tiene una fecha de caducidad más larga. Podrás encontrarla en supermercados en sobres herméticos y es importante, una vez abierta, volverla a cerrar para que no entre humedad.

Se puede añadir directamente a la harina del pan sin necesidad de disolverla en agua, como ocurre con la fresca, y no hace falta conservarla a temperaturas frías. No obstante, no aporta sabor a nuestros platos, aunque si esponjosidad.

Este tipo de levadura se suele utilizar para recetas de masa dulce como bizcochos y también para la preparación de empanadas o tartaletas.

Levadura nutricional

Este tipo de levadura es muy utilizada por personas vegetarianas o veganas para la elaboración de sus platos. Se trata de un microorganismo unicelular que se alimenta de azúcares y produce vitaminas y aminoácidos. Por tanto, se utiliza como un "superalimento" o alimento enriquecedor en muchas recetas

Puedes comprar este tipo de levadura en tiendas ecológicas e incluso en algunos supermercados y puedes elaborar productos como quesos veganos (ya que su sabor y textura son similares al queso), mayonesa vegetal o para tus cremas, pastas e incluso postres. 

Mostrar comentarios

Códigos Descuento