María Pombo, Paula Gonu y y la misma Jessica Goicoechea hablan sobre la agresión que sufrió de River Viiperi

La influencer y modelo Jessica Goicoechea.
La 'influencer' y modelo Jessica Goicoechea.
GTRES

Ayer saltó el escándalo de la detención de River Viiperi, novio de la influencer Jessica Goicoechea, por presuntos malos tratos. Inmediatamente todo el mundo se solidarizó con la modelo, incluidas otras grandes influencers españolas.

Tras hacerse públicos los hechos, el ultimo post de Instagram de Jessica se llenó de multitud de corazones morados, tanto de sus fans como de sus amigas. La vecina rubia, Raquel Reitx, Lola Índigo, Oto Vans, Gigi Vives y Marta Lozano dejaron mensajes de apoyo para la modelo.

"Niña no estás sola, no tengas miedo de nada", de dejaba escrito Paula Gonu, mientras que María Pombo le daba todo su apoyo: "Mucha Goico para tan poco hombre". Aunque el mensaje más importante se lo dejó Laura Matamoros: "Estamos contigo. Estos casos no se deben permitir. Denunciar o no está en tu mano, pero alejarlo de ti es lo más importante. Espero que quede claro: no estás sola".

Desde las historias de Instagram, Jessica ha querido dar las gracias a todos los que la están apoyando y mandando muestras de cariño en este momento tan difícil de su vida.

"Agradezco de todo corazón las muestras de apoyo y cariño recibido en estos momentos tan difíciles. Todo este asunto ha sido puesto en manos de mis abogados, quienes son los que se encargan del asunto. Como se trata de un tema delicado y que pertenece a mi vida privada, os pido por favor que se respete mi intimidad. Muchas gracias a todos”, escribía.

Captura de la historia de Jessica Goicoechea.
Captura de la historia de Jessica Goicoechea.
goicoechea/INSTAGRAM

Según cuenta María Pombo en sus redes, ella vivió una de las agresiones en primera persona: "Lo voy a contar porque él lo contó. Yo me metí en una pelea entre ellos y le dije a Jessica que no tenía por qué soportar eso y que no estaba sola, que cualquier cosa que necesitara iba a estar ahí", explicaba a sus seguidores. “Ya se lo dije en su día, vuelvo a recordarte que no estás sola. Hay que tener tolerancia cero”, sentenciaba la pequeña de las Pombo.

Jessica Goicoechea, de 23 años de edad, se estaba separando de su novio justo antes de que comenzara la cuarentena, por lo que se vio obligada a quedarse con él en la misma casa.

Aunque la modelo explicó que no quería presentar ninguna demanda contra su expareja, la denuncia seguirá para delante porque las diligencias están abiertas tras la detención. Además, la Policía cuenta con la llamada de Jessica Goicoechea y el testimonio de la patrulla que acudió a su casa y vio sus heridas como pruebas de la agresión.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento