Marruecos hace oficial la extensión de su espacio marítimo hacia aguas españolas

Recreación ficticia de cómo quedarían las fronteras marítimas de cada país.
Recreación ficticia de cómo quedarían las fronteras marítimas de cada país.
Henar de Pedro

La crisis internacional por el coronavirus no ha impedido que Marruecos continúe con la actividad normativa y legislativa y este lunes, el país vecino ha publicado en su Boletín Oficial las dos leyes aprobadas el pasado mes de enero en las que extendía su frontera marítima hacia España y el Sáharra Occidental incluyendo en su nueva delimitación aguas solicitadas por nuestro país en el territorio del sur de Canarias.

Las dos normativas 37.17 y 38.17 relativas a la delimitación de las aguas territoriales y la Zona Económica Exclusiva han sido publicadas tras haber cumplido todos los trámites parlamentarios y llevan la firma del presidente del Gobierno el 6 de marzo pasado.

Las dos leyes -que fueron aprobadas en enero y febrero pasados por unanimidad por las dos cámaras del Parlamento marroquí- han suscitado una gran preocupación en España y concretamente en Canarias por los eventuales solapamientos con el espacio marítimo español que supondría.

En concreto, con las dos normativas, Marruecos establece sus aguas territoriales en 12 millas, delimita su zona económica exclusiva en 200 millas, y decide ampliar su plataforma continental hasta 350 millas. De esta forma, extendería su tutela jurídica sobre el espacio marítimo incluyendo el Sáhara Occidental hasta la ciudad de Lagüera y en el noreste hasta Saidia, fronteriza con Argelia. Por el oeste, la ampliación hasta las 350 millas incluiría una parte de las aguas canarias que España tiene solicitadas a la ONU desde 2014, cuando decidió ampliar su plataforma continental hasta las 350 millas, el máximo permitido.

Al conocer las pretensiones del país vecino, el gobierno canario ya trasladó a la ministra de Asuntos Exteriores, Arancha González Laya, su preocupación por el eventual solapamiento de las aguas y advirtió que Canarias no cedería "ni un milímetro de sus aguas". Laya respondió con un mensaje de tranquilidad puesto que Marruecos no ha elaborado un trazado específico y aseguró que, de atribuirse aguas canarias, España elevaría una queja a la ONU.

Pese a la preocupación suscitada sobre todo en la población insular, Marruecos ha insistido desde el comienzo de este proceso legislativo que no pretende imponer a España "hechos consumados", y ha subrayado que la demarcación de la frontera marítima se hará de mutuo acuerdo con el país ibérico, conforme a la legislación internacional en vigor.

Riqueza submarina

Cada país puede establecer una Zona Económica Exclusiva de 200 millas que puede explorar y explotar, e incluso puede llegar a ampliar su plataforma continental -el suelo y subsuelo marino- hasta las 350 millas, si hay espacio para ello. El problema, según explicaron los expertos a este diario, es que no hay tanta plataforma continental para cada país, por lo que son las autoridades internacionales quienes tienen la última palabra, previa negociación entre países.

Cada estado puede operar dentro de sus 350 millas náuticas y "explorar y explotar los recursos naturales, minerales, fósiles y biológicos", como señala el boletín oficial marroquí y es que dentro de la ampliación aprobada por el país norteafricano, en la zona que también reclama España, se encuentra un gran monte submarino que esconde una gran riqueza potencial. Se trata del Monte Tropic y guarda toneladas de telurio y otros minerales estratégicos para el desarrollo de la tecnología verde. No obstante, pese al más que probable interés por este tesoro submarino, ninguno de los dos países podrá acceder a él en un corto plazo dada la gran profundidad a la que se encuentra y a que no existe una tecnología que a día de hoy pueda llegar a él.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento