El área de Santiago activa un programa de apoyo emocional a los profesionales que atienden a afectados

El departamento de Psiquiatría del área sanitaria de Santiago de Compostela y Barbanza ha puesto en marcha un programa de apoyo emocional a profesionales que atienden a los enfermos en la emergencia del COVID-19.

Dado que el personal de los centros sanitarios "afronta estos días una situación excepcional y sin precedentes", apuntan en una nota de prensa, el Servicio de Psiquiatría del área compostelana pone a su disposición un gabinete para atender a todos aquellos que presenten un cuadro de estrés debido al cansancio mental o ansiedad.

El equipo, formado por siete psiquiatras y un psicólogo que se presentaron voluntarios para esta iniciativa, tiene como objetivo dar soporte emocional al personal que lo requiera, bien a través del teléfono de contacto directo o bien con una consulta específica.

Según Mario Páramo, jefe del servicio de Psiquiatría del área sanitaria compostelana, esta iniciativa se pone en marcha "atendiendo a experiencias previas en otros países, que determinaron el beneficio de dar este apoyo".

Esta medida se suma al teléfono de atención al personal del área, implantado hace unas semanas y atendido por facultativos, personal de enfermería y técnicos, para dar respuesta a dudas organizativas, como actualización de protocolos aprobados o medidas adoptadas, y que ya atendió más de 600 llamadas.

Además, para los profesionales de los centros sanitarios se habilitó también un punto de acceso diferenciado para la toma de muestras ante la sospecha de un caso, obedeciendo siempre a criterios clínicos y epidemiológicos.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento