Casi el 87% de los negocios de Cáceres han cerrado y el 34% ha hecho un ERTE, según un sondeo del Ayuntamiento

El 86,9% de los negocios de Cáceres han cerrado sus establecimientos por el estado de alarma y las restricciones decretadas por la crisis sanitaria del coronavirus. Además, el 7,5% ha reducido el horario de apertura y solo el 5,6% continúa con su actividad habitual.

Además, el 34,3% ha decidido aplicar un Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) a sus trabajadores, mientras que el 13,1% no lo ha hecho y el 8,2% no sabe si hacerlo. En el 44,4% de los casos no procede esta medida.

Son datos extraídos de un sondeo que el Ayuntamiento de Cáceres ha realizado entre el sector empresarial de la ciudad el pasado día 20 cuando preguntó a comercios, bares y hoteles para conocer el impacto económico de la crisis. Se obtuvieron un total de 270 respuestas, la mayoría de hostelería y tiendas de ropa o calzado, pero también de joyerías, librerías, centros de estética, talleres o supermercados, entre otros.

Los número los ha dado a conocer este jueves el alcalde cacereño, Luis Salaya, en la rueda de prensa online que ofrece cada día para dar a conocer las novedades en la ciudad. De las respuestas se deduce que el 48,9% de los encuestados tiene personas contratadas en su negocio, mientras que el 51,1% no cuenta con empleados.

A la pregunta de cómo se ha visto afectado su negocio por la crisis, la respuesta mayoritaria es la falta de ingresos, porque aunque permanezcan abiertos, la gente ha preferido ir a comprar a las grandes superficies, según han apreciado las pymes cacereñas.

La mayoría, el 74,3% conoce las medidas decretadas por el Gobierno para ayudar a las pymes y al 25,7% que las desconocía, se las ha hecho llegar el Ejecutivo cacereño. Asimismo, el 57,5% se acogerá a la prestación extraordinaria por cese de actividad, mientras que el 34% no lo sabe todavía.

A los empresarios cacereños les preocupan los pagos de la cuota de autónomos, de impuestos, tasas y alquileres, así como hacer frente a los suministros mientras sus negocios permanezcan sin actividad. También han propuesto que cuando la crisis termine se hagan "grandes campañas" para incentivar el turismo y el consumo local.

Salaya ha señalado que estas consultas se han realizado para "ir analizando la situación" de la economía local y para saber "cómo ir afrontando sistemas de ayudas" en un futuro.

SERVICIOS SOCIALES

En cuanto al IMAS, ayer se recibieron 79 llamadas en atención telefónica, y en el teléfono de los mayores se recibieron 15 llamadas, seis por compra de alimentos, tres por adquisición de medicinas, cinco para resolución de dudas o solicitudes de información, y una de derivación a los servicios sociales.

El alcalde ha explicado que se han puesto en contacto con las 17 entidades responsables del reparto de alimentos y, a partir de ahora se derivarán a las familias de acuerdo con el protocolo establecido y según la distribución geográfica a cada una de estas entidades.

En cuanto a la situación que se ha dado en algunos momentos de acumulación de personas en las puertas de las Hijas de la Caridad para la distribución de comida, ha indicado que se trata de "una cola ordenada en la calle" como la hay en un supermercado o en una farmacia, aunque en este caso se cuenta con presencia policial para garantizar que se mantenga la distancia de seguridad.

También ha hecho un nuevo llamamiento a la ciudadanía para que depositen la basura en el interior de los contenedores y ha recordado que "se desinfectan muy periódicamente". Igualmente ha pedido a los cacereños que al salir de los supermercados, las mascarillas y los guantes usados se tiren en las papeleras y "no al suelo para no dar una imagen de suciedad en la ciudad".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento