Los farmacéuticos españoles, indignados con Fernando Simón por no considerarlos un grupo de riesgo

Imagen de recurso (I-D) del director adjunto operativo (DAO) de la Policía, José Ángel González, el teniente general, Laurentino Ceña, y el director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias del Ministerio de Sanidad, Fernando Simón.
El director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias del Ministerio de Sanidad, Fernando Simón.
Moncloa

El Consejo General de Colegios Farmacéuticos de España ha mostrado su "profunda indignación" después de que el director del Centro de Coordinación de Emergencias y Alertas Sanitarias del Ministerio de Sanidad, Fernando Simón, descartase públicamente este lunes que sea necesario suministrar material de protección para los profesionales sanitarios de las boticas.

Así, ha criticado en un comunicado que se considere a los 71.000 farmacéuticos que trabajan en las 22.071 farmacias comunitarias de España como profesionales sanitarios "no incluidos en los grupos de riesgo". A los que, además, habría que sumar a los técnicos que también desarrollan su labor en estos espacios.

Fernando Simón aseguró que en establecimientos que tienen contacto con el público, como las farmacias comunitarias o los supermercados, “manteniendo las medidas que propone el Ministerio de Sanidad, el riesgo debería ser mínimo”. A pesar de ello, ha señalado que se trata de “riesgos propios de su profesión” por lo que al igual que a otros colectivos “como los bomberos, el valor se les presume”.

Las quejas han llegado también desde los colegios de farmacéuticos de diferentes regiones de España. El el comunicado de el Colegio de Farmacéuticos de Málaga se recordaba que en el conjunto de España visitan cada días las farmacias comunitarias 2,3 millones de personas, "siendo en muchas ocasiones el farmacéutico el profesional sanitario más cercano a la población por lo que siempre y en especial en situaciones como la crisis de salud que estamos viviendo, atendemos en primera línea y diariamente a miles de ciudadanos, en muchas ocasiones enfermos".

"Por responsabilidad y por coherencia con la consideración de profesionales sanitarios, le pedimos al Ministerio de Sanidad y a las Comunidades Autónomas la adecuada protección para nuestros profesionales, tal y como venimos pidiendo desde hace diez días en diferentes comunicaciones remitidas", han sostenido.

Este material será para uso exclusivo de los profesionales que trabajan en las farmacias comunitarias, además de para una reserva, si se considera de ayuda, "para personas con síntomas de Covid-19 detectadas en la farmacia, como eficaz y elemental medida de salud pública para evitar contagios". De hecho, muchas farmacias están implantando medidas de manera individual como la instalación de mamparas para la protección de sus profesionales.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento