Los ayuntamientos, un paso por delante del Gobierno en el anuncio de medidas contra el coronavirus

Las calles de Madrid se vacían por el coronavirus (EFE)
Las calles de Madrid se vacían por el coronavirus (EFE)
EFE

Horas e incluso días antes de que el Gobierno decidiera declarar el estado de alarma por la pandemia del coronavirus en España, algunos de los ayuntamientos de nuestro país, como el Madrid, Zaragoza, Vitoria e Igualada, se han adelantado a anunciar múltiples medidas para proteger a sus vecinos ante la inacción del Ejecutivo. 

De este modo, el viernes 13 de marzo el alcalde de Madrid, José Luis Martínez Almeida, anunció la suspensión de las licencias de las terrazas y veladores de la capital. Poco después, la Comunidad decretó el cierre de bares, restaurantes, discotecas y todos los comercios, excepto farmacias y supermercados, desde este sábado.

En este sentido, y ante la irresponsabilidad de los ciudadanos madrileños que han copado los parques públicos de la capital durante la mañana del sábado, Almeida se ha visto obligado a decretar el cierre de los mismos a partir de las 16.00 horas y hasta nuevo aviso.

Taxis a un euro en Zaragoza

En Zaragoza, el ayuntamiento decretó entre el miércoles y el viernes varias medidas contra la propagación del Covid-19: el cierre inmediato de la red de centros de convivencia de mayores y la clausura de parques infantiles, así como de los equipamientos y servicios municipales considerados no esenciales para la ciudad.

En materia de Movilidad, el consistorio zaragozano ha aprobado varias medidas pioneras como los descuentos en el aparcamiento, en los vehículos de movilidad y una tarifa plana extraordinaria de 1 euro para el transporte en taxis. Podrá hacerse uso de ella desde cualquier punto de la ciudad con destino a los hospitales de Zaragoza.

Confinamiento en Igualada 

El pasado jueves, el alcalde de Igualada, Marc Castells, anunciaba que su localidad y las otras tres de la cuenca del Ódena, Vilanova del Camí, Santa Margarida de Montbui y Òdena, se iban a someter a un confinamiento tras el aumento vertiginoso del número de contagios por coronavirus.

Los Mossos d'Esquadra se han situado en todos los accesos de la ciudad a modo de aduana improvisada y solo permiten la entrada a personal sanitario y a furgonetas de reparto de mercancías. Esta medida podría durar hasta el 30 de marzo.

Imagen que muestra uno de los controles de acceso a vehículos en Igualada.
Imagen que muestra uno de los controles de acceso a vehículos en Igualada.
ACN

Cierre de playas y enfado con Madrid

Los ayuntamientos de Gandía, Benidorm, Cullera y de otros tantos destinos de la costa andaluza, levantina y murciana han decretado el cierre de sus playas después de que tanto locales como visitantes no atendieran a los consejos del Gobierno de mantenerse en casa.

Tales han sido las aglomeraciones en Murcia, que el viernes siete de los ayuntamientos de los municipios costeros más turísticos decretaron el confinamiento de sus habitantes durante dos semanas, ya que es en esa zona donde se ha producido el mayor número de infectados por Covid-19, procedentes principalmente Madrid. Las autoridades han mostrado "su enfado" ante el comportamiento de los turistas.

Cierre de playas para frenar el coronavirus en España
Cierre de playas para frenar el coronavirus en España
EFE

Horas después, el Gobierno murciano decidió ampliar a los 45 municipios de la región el cierre durante 14 días de locales y tiendas que no vendan productos de primera necesidad.

"Cuarentena social"

Miranda de Ebro -localidad con mayor número de contagiados de su provincia- y Burgos capital se declararon el pasado jueves en "cuarentena social" sin clases en colegios ni universidad, sin transporte público urbano ni celebración de bodas o entierros.

El primer municipio que suspendió toda su actividad escolar fue Vitoria, uno de los principales focos de contagios en España, después de que la celebración de un entierro dejara decenas de afectados. En el hospital de Txagorritxu se encuentra hospitalizado el mayor número de afectados de la ciudad.

Tras Vitoria llegaron Labastida (Álava), Madrid y La Rioja, que también canceló sus clases el pasado martes ante el fuerte avance del coronavirus en la provincia. 

Sin embargo, no fue hasta el jueves cuando el Gobierno ampliara a todo el país el cierre de colegios y eventos y anunciara un primer plan de choque contra el coronavirus con medidas de apoyo a pymes y autónomos o al sistema sanitario de todas las comunidades autónomas

No habrá Fallas ni Semana Santa

Algo más les ha costado al ayuntamiento de Valencia y al de Sevilla cancelar sus grandes eventos: las Fallas valencianas y la Semana Santa sevillana.

"Consideramos que hay motivos de salud pública suficientemente justificados para suspender los desfiles procesionales en la vía pública de las hermandades y cofradías de Sevilla en la Semana Santa 2020. Es nuestra obligación y la de todos los ciudadanos cooperar", señala en un comunicado el ayuntamiento.

Minutos después se anunció la suspensión de los eventos de la Semana Santa en la región de Castilla y León (centro-norte), y se esperan cancelaciones similares en las próximas horas.

El anuncio de Sevilla llega después del aplazamiento de otro festejo español de fama internacional que atrae a turistas de todo el mundo, las Fallas de Valencia.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento