La actriz millonaria Nicola Peltz convence a una exigente suegra, Victoria Beckham: así es la novia de Brooklyn

  • Tiene 25 años, es 'influencer' y modelo y pertenece a una de las familias más ricas de EE UU.
Brooklyn Beckham y Nicola Peltz, en febrero de 2020.
Brooklyn Beckham y Nicola Peltz, en febrero de 2020.
Olivier Borde / BestImage /GTRES

Es muy complicado convencer a Victoria Beckham de que eres la persona adecuada para estar con uno de sus hijos. La empresaria no le da el visto bueno a cualquiera que les presente Brooklyn o Romeo (ya habrá tiempo para Cruz y Harper, los más pequeños) a ella y a su marido David.

Sin embargo, y desde hace unas semanas, el mayor de ellos, Brooklyn, recién cumplidos los 21 años (el pasado 4 de marzo), se pasea por la casa con una chica rubia, muy guapa, del brazo. Es modelo y actriz. Tiene 25 años. Y la autonomía y carácter suficiente para que la Spice pija haya decidido que sí, que adelante, que es una buena nuera.

Se trata de Nicola Peltz y es una multimillonaria intérprete que se ha ganado a Victoria Beckham tanto o más que el corazón de su hijo. Una joven que no es desconocida entre la jet set ni es la primera vez que se codea con personalidades de alto standing pues para ganarse el beneplácito y el cariño de la familia Beckham ha pasado antes un largo camino.

Más bien al contrario, pues Peltz es también una influencer total en las redes sociales y lleva desde que era pequeña apareciendo en películas de alto presupuesto y series de televisión, así como en desfiles de moda. También porque se lo ha podido costear gracias a su familia...

Neoyorquina de 1995, Nicola procede de una de las familias judías más influyentes de todo Estados Unidos, aunque sus ancestros provienen de Austria, Rusia, Alemania, Inglaterra y País de Gales.

Para hacernos una idea de su fortuna, solo que hay que saber que su padre, el filántropo Nelson Peltz, posee diversas compañías. Una de ellas, y es de las que menos ingresos le proporciona, es The Madison Square Garden Company, que factura alrededor de 1.600.000.000 dólares anuales.

Nicola tiene siete hermanos, algunos de los cuales también se están abriendo paso en la interpretación. Su madre, Claudia Heffner, es una espectacular exmodelo que dejó el mundo de las pasarelas para centrarse en los negocios y ayudar a su marido gestionando varios fondos de inversión.

De pequeña quiso ser jugadora de hockey sobre hielo, como hace su hermano Brad, seis años mayor que ella. Pero pronto encontró su vocación y, ayudada de su apellido, comenzó una carrera desfilando hasta que se puso delante de una cámara y llegó al cine.

Debutó con 11 años en una comedia navideña, Un vecino con pocas luces, donde compartía créditos con Matthew Broderick, Danny DeVito o Kristin Davis, aunque visto su potencial pronto entró a formar parte del casting del blockbuster Airbender: El último guerrero que, aunque dirigido por M. Night Shyamalan, fue un fracaso.

Ello no fue óbice para que entrara a formar parte de la serie Bates Motel, sobre los orígenes de la película Psicosis, y que obtuvo una calurosa acogida. Más tarde llega a la saga Transformers, encarnando a la hija del personaje de Mark Wahlberg en la cuarta entrega, La era de la extinción

Fue parte del Universo Cinematográfico de Marvel, aunque tuvo la mala suerte de hacerlo en la malograda serie Inhumans, que no pasó el corte. Además, se codeó con Miley Cyrus en su videoclip 7 Things y fue la protagonista indiscutible del It's you de Zayn Malik.

Esto también se debe a sus amistades, las cuales mantiene con los años y, en un breve repaso a su Instagram, son fácilmente identificables. Como una de sus íntimas, Sofía Richie, la hija del mítico Lionel Richie, y con cuya pareja, Scott Disick -el exmarido de Kourtney Kardashian-, también se lleva muy bien.

Nicola Peltz ha hecho buenas migas igualmente con Cindy Kimberly, más conocida como la joven que Justin Bieber descubrió en Instagram y que pasó de vivir en Denia a, con 20 años, tener un supuesto affair con Lewis Hamilton y convertirse en influencer.

A sus 25 años, la modelo y multimillonaria, antes de enamorar a Brooklyn Beckham (y, como ya hemos dicho, a Victoria, con quien incluso sube vídeos bjailando), ha tenido sus idilios y romances más que sonados con la crème de la crème.

A mediados de 2016 se rumoreó un acercamiento entre ella y, precisamente, Bieber, a raíz de unas fotografías en las que aparecían juntos. Pero poco después comenzaba una relación, que duraría dos años, hasta 2018, con Anwar Hadid. Sí, el hermano de las celebérrimas Gigi Hadid y Bella Hadid, familia esta que también es muy poderosa en USA.

Justo después comenzó a salir, en una relación que apenas duró hasta febrero de 2019, con Paul Klein, el vocalista de la banda de pop indie americano LANY. Sin embargo, desde que está (noviembre del año pasado) con Brooklyn parece más asentada que nunca, puesto que después de conocerla, toda la familia la ha acogido con los brazos abiertos.

Victoria tenía sus dudas pues, cuentan, una de las anteriores novia de su hijo, la también modelo Hana Cross, no era del todo de su agrado. Y la prensa cargó contra Phoebe Torrance, también expareja de Brooklyn, por el inmenso aprecido que guardaba con la ex Spice Girl.

Pero con Nicola todo ha sido diferente, hasta el punto de que ya comparte viajes familiares a la nieve o asiste con ellos al primer partido del Inter Miami CF, el equipo de David Beckham en tierras americanas.

Eso sí, sus padres aún esperan que su hijo recapacite y que su juventud no le impida ver que la idea del matrimonio que ya le ronda la cabeza es algo que debe meditar mucho más. "Prometo que siempre cuidaré de ti y que te querré con todo mi corazón", le confesó recientemente en Instagram.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento