'A ciegas (Blindess)'
Una de las imágenes de 'A ciegas (Blindness)'. Notro Films
Uno de los títulos que mas público ha atraído en esta edición del Festival de Sitges ha sido A ciegas (Blindness), la nueva película del director brasileño Fernando Meirelles y que adapta la novela Ensayo sobre la ceguera del Premio Nobel José Saramago.
 
A pesar que ni el director ni ninguno de sus protagonistas Julianne Moore , Gael García Bernal , Mark Ruffalo, Danny Glover o Alice Braga estuvieron en la ciudad catalana para apoyar la presencia de la película en el certamen o aportar más glamour a la gala, las 1384 butacas de la gran sala del Auditori registraron un lleno prácticamente absoluto en su primera sesión del martes por la noche, teniendo en cuenta que algunas de las butacas de los espacios laterales casi nunca se llenan debido a la mala visibilidad desde el lugar.
 
La repentina aparición de un epidemia de ceguera entre la población sirve, en la obra maestra del portugués Saramago, como excusa para exhibir todo un catálogo sobre la crueldad y el egoísmo en la condición humana.
 
Y la película de Meirelles, que fue recibida con frialdad por gran parte de la crítica durante su presentación mundial en el pasado festival de Cannes, permite de nuevo disfrutar con una realización muy cuidada y una fotografía donde destaca el blanco en relación a la extraña ceguera que padecen sus personajes.
 
Com momentos y secuencias memorables, el público aplaudió tanto a la mitad de la proyección como al final, aunque también hubo espectadores que prefirieron abandonar la sala mucho antes de la conclusión de un filme que despertará opiniones enfrentadas, pero que merece más de un visionado.
 
Fernando Meirelles obtuvo un gran éxito internacional con Ciudad de Dios , codirigida junto a Katia Lund. Y posteriormente con la producción británica El jardinero fiel , que le valió a Rachel Weisz el Oscar como mejor actriz de reparto.
 
El estreno de A ciegas, una coproducción entre Brasil, Canadá y Francia, está previsto en España para el 9 de enero de 2009.