Magdalena Álvarez.
Magdalena Álvarez (EFE). EFE
La ministra de Fomento, Magdalena Alvarez, expresó este lunes su respeto por la justicia de Estados Unidos ante la acción civil que se inicia este lunes en nombre de varias familias de pasajeros del avión de Spanair siniestrado el pasado 20 de agosto en Barajas y consideró que "toda investigación responsable aportará y ayudará a aclarar las causas del accidente".

Toda investigación responsable aportará y ayudará a esclarecer las causas del accidente

En declaraciones a los periodistas antes de participar en un acto de la Academia de Ciencias Sociales y del Medio Ambiente de Andalucía, Álvarez hizo referencia al hecho de que un juez de Chicago señaló para este lunes la primera audiencia de la acción civil iniciada por el bufete norteamericano Ribbeck Law Chartered en nombre de 18 familias de pasajeros del avión de Spanair siniestrado el pasado 20 de agosto en Barajas, a la que la compañía Boeing comparecerá como imputada.

Álvarez quiso expresar su respeto "por todos los ámbitos judiciales, también el de Estado Unidos" y mostró su deseo por que "con todas las investigaciones abiertas, tanto en el ámbito judicial como en el ámbito técnico, se determinen las causas del accidente, que es lo que realmente nos interesa y nos debe interesar a todos".

Ribbeck Law Chartered

"Toda investigación responsable aportará y ayudará a esclarecer las causas del accidente", aseveró.

Ribbeck Law Chartered aseguró que la imputación está motivada por una petición de prueba ('petition for discovery') solicitada en las demandas presentadas el pasado 3 de septiembre en Estados Unidos contra de McDonnell Douglas --fabricante del avión-- y de Boeing --propietaria de McDonnell Douglas y con sede en Chicago.

El fundador del bufete de abogados estadounidense, Manuel von Ribbeck, explicó que las demandas son "importantes para conocer las causas del accidente, ya que tres aviones de la misma serie MD-80 se han estrellado en los últimos doce meses matando a cientos de personas".