Francia requisa todas las mascarillas del país ante el pánico de la población y las reservará a los sanitarios y contagiados

Varios turistas con mascarillas este domingo en el Vaticano.
Varios turistas con mascarillas.
EFE

El presidente francés, Emmanuel Macron, ha anunciado este martes que su Gobierno ha requisado todas las existencias de mascarillas del país para reservarlas para el personal sanitario y los contagiados del coronavirus que las precisen, al tiempo que las autoridades han anunciado un cuarto muerto por el COVID-19.

"Requisamos todas las existencias y la producción de mascarillas de protección. Las distribuiremos entre los profesionales sanitarios y los franceses afectados por el coronavirus", ha indicado Macron en un mensaje en su cuenta de Twitter.

La noticia ha coincidido con el anuncio de que se ha superado la barrera de los 200 contagiadosen el país y que se ha registrado una cuarta víctima mortal.

Se trata de un paciente de 92 años que falleció en el departamento de Morbihan, en Bretaña (noroeste del país), según ha informado la Dirección General de Salud en un comunicado, en el que precisó que en las últimas horas se han confirmado 13 nuevos afectados, lo que eleva el total a 204.

La decisión de Macron de requisar las mascarillas se produce después de que el ministro de Economía, Bruno Le Maire, denunciara la multiplicación de su precio, así como el de los geles antisépticos. "Nos llegan noticias de que los precios de los geles se han multiplicado por dos o por tres en algunos comercios y por internet", declaró Le Maire en una conferencia de prensa.

Ante ello, el ministro aseguró que ha ordenado una investigación sobre la especulación con los precios y que no descarta limitarlos por ley.

2.000 mascarillas quirúrgicas robadas de un hospital de Marsella

La medida anunciada por Macron coincide en una jornada en la que se ha conocido el robo de cerca de 2.000 mascarillas quirúrgicas en un hospital de Marsella. Según ha informado el propio centro, las cajas que contenían las mascarillas se encontraban en un almacén al que solo tiene acceso el personal sanitario autorizado y los pacientes operados.

Si bien han realizado un nuevo pedido para que la reposición de este material sea lo más rápida posible, el hospital ha mandado un comunicado interno para recordar al personas que el uso de las mascarillas está reservado para el ejercicio profesional y han dado instrucciones para que el suceso no vuelva a ocurrir.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento