Tienen dificultades para emanciparse pero, a cambio, disfrutan de descuentos y rebajas durante todo el año. Y es que ser joven y saber aprovecharse de ello puede ayudarles a ahorrar mucho dinero, entre un 10% y un 30%, en cada compra.

¿Cómo? El primer paso para gozar de estos descuentos es hacerse un Carné Jove o una tarjeta universitaria, siempre que se sea estudiante, claro. Para tener un carné jove hay que superar los 14 años y tener menos de 31 y abonar la tasa anual, fijada en 2008 en 7,80 euros a través de las entidades CAM; Caixa Ontinyent; Bancaixa, Federación de Cajas Rurales, Oficinas Turivaj y Espais Joves. Para tener el carné universitario hay que ser estudiante en un campus.

En la ciudad de Alicante, más de un centenar de empesas ofrecen descuentos: 10% en joyería, 30% en alquiler de coches, 2 x 1 en gafas graduadas, 20% en calzado, 20% en autoescuelas o 10% en calzado y complementos, por ejemplo.

Además, los jóvenes pueden disfrutar de un año de rebajas no sólo en la ciudad de Alicante, sino en el resto de España en «más de 40 países europeos que conforman la Asociación Europea del Carnet Jove (EYCA), entidad radicada en Budapest (Hungría) que garantiza la reciprocidad de las prestaciones en los diferentes países adscritos», según el IVAJ. Más información, a través de la web www.ivaj.es .

Con la TIU (Tarjeta de Identificación Universitaria), de la Universidad de Alicante, los descuentos están en restaurantes de comida rápida, agencias de viajes, tiendas de ropa y complementos, cines, gimnasios, tiendas de ropa... Otras instituciones que ofrecen descuentos con la TIU son: el Teatro Principal de Alicante (30% en bonos descuento); el Teatro Wagner de Aspe (50%); Cines Warner Lusomundo (descuento los lunes, martes, jueves y viernes).

CONSULTA AQUÍ MÁS NOTICIAS DE ALICANTE